•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Selección de futbol de Nicaragua enfrentará esta tarde (4:30) a su similar de Panamá, con la necesidad de conseguir una victoria que le permita meterse en la pelea del Grupo B, el cual comparte con el líder Martinica y el anfitrión Estados Unidos. La Azul y Blanco buscará, además, exhibir un futbol más vistoso que el expuesto en su debut en Copa Oro, con un revés por 2-0 ante los caribeños.

Para ello, el estratega Henry Duarte, anunció a Juan Barrera y Daniel Cadena como titulares, sin que esto sea una sorpresa tras haberse perdido ambos el juego pasado, por sanción. La inclusión del “Iluminado”, para que actúe como extremo ofensivo por la izquierda y la del “Maquina” Cadena, llamado a reforzar el medio de contención haciendo dupla con Marlon López, debe provocar un efecto positivo en el grupo, que en caso de sufrir una derrota podría despedirse del torneo.

Los equipos representativos de Nicaragua y Panamá se han enfrentado en 16 ocasiones, entre partidos correspondientes a Eliminatorias Mundialistas, clasificatorios a Copa Oro, otros propios de ese torneo y amistosos, con saldo de 13 victorias para los canaleros y tres para los pinoleros, lo cual expone el amplio contraste que existe entre uno y otro combinado. No obstante, bajo la dirección del estratega Duarte, la Azul y Blanco ha elevado sustancialmente su nivel futbolístico e invita a creer que hoy pueden dar muestra de ello. 

Curiosamente, todos los triunfos de la tropa nicaragüense han sido en duelos de fogueo, ninguno en competencias oficiales. La primera vez que Nicaragua doblegó a los panameños fue en marzo de 1946 por 0-2, mismo marcador con el que ganó por segunda vez en marzo de 1953. Reforzando lo dicho antes, su más reciente triunfo lo consiguió en marzo del año pasado por 1-0 en el Estadio Nacional de Futbol, con gol de Luis Manuel Galeano, con el estratega costarricense aplicando los ajustes necesarios.

Los once de Duarte

Galeano, último nica en marcarle a los canaleros, saldrá como titular esta tarde, actuando como enlace, tal como lo hizo en el desafío que Nicaragua perdió por 2-0 ante Martinica el pasado 8 de julio. Sin embargo, Juan Barrera engalanará el ataque de los pinoleros, posiblemente actuando como punta, aunque Duarte podría optar por colocarlo como centro delantero, función que desempeñó el pasado 28 de marzo, cuando con su triplete sobre Haití le aseguró a su equipo la clasificación al torneo más prestigioso a nivel de selecciones de Concacaf.

En zona defensiva repetirán los cuatro que estuvieron ante los caribeños: Luis Fernando Copete y Erick Téllez como centrales; Josué Quijano y Manuel Rosas como laterales por derecha e izquierda, respectivamente, mientras que en el marco estará nuevamente Justo Lorente, el más destacado en el estreno de la Azul y Blanco en Copa Oro, evitando con sus oportunas intervenciones un marcador en contra más abultado. 

El “Chino” López y Cadena fueron asignados para cortar en el mediocampo cualquier propuesta ofensiva de los panameños y para repartir esféricos a los elementos que se desempeñen en ataque. La tarea de generar peligro en campo rival la tendrán Carlos Chavarría, Eulises Pavón y Barrera. Pese a que nominalmente el “Iluminado” saldría como extremo, tendrá las libertades necesarias para moverse en las zonas que considere oportuno.

Por su parte, el estratega panameño Hernán Darío Gómez, realizará al menos seis cambios respecto al once titular que enfrentó a Estados Unidos en la primera jornada, dándole la oportunidad exhibirse a varios futbolistas jóvenes.