•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El zaguero central Luis Fernando “Copete” sacrificó su contrato con el Comerciantes Unidos de Perú, para participar en la recién finalizada Copa Oro de la Concacaf, a la que Nicaragua accedió por segunda ocasión en su historia. Perderse ese torneo no estaba en los planes de Copete, incluso consciente que su futuro en el futbol internacional estaba en riesgo.

Para su fortuna, tomar la decisión de romper su vínculo con el club peruano fue fácil, pues tenía asegurado un puesto estelar en el Real Estelí, vigente campeón del balompié nicaragüense, conjunto con el que se reportó una vez finalizada la participación de Nicaragua en el torneo de la Concacaf,  y con el que espera seguir demostrando el nivel de juego que lo llevó a fichar por un equipo internacional.    

“Espero comenzar con el pie derecho, mañana (hoy) debutamos en la Liga Primera y deseo que sea con un triunfo. En el transcurso del campeonato espero que el equipo se siga consolidando y poder adaptarme al trabajo que nos oriente el técnico (Otoniel Olivas). Lo importante es jugar el cien por ciento y que el club pueda sumar triunfos”, manifestó Copete. 

Gran vitrina 

El retornar al conjunto norteño no significa un retroceso para el zaguero central, en cambio, representa la oportunidad de cosechar grandes objetivos con el mejor club del país, en el que podría catapultar nuevamente su imagen. “Estelí es un equipo grande, que se exige y desea estar en los primeros planos. Además, esta temporada buscaremos trascender en Liga de Campeones, más que nunca tenemos la oportunidad de destacar y trataremos de lograrlo”, aseveró.

Durante el cierre de la temporada en la liga peruana, Luis Fernando sufrió una pequeña lesión en el menisco de la rodilla derecha y tuvo que someterse a un proceso de recuperación que duró poco más de un mes. De hecho, el jugador esteliano recibió su alta médica una semana antes de que la Azul y Blanco debutara en Copa Oro, lo cual mermó su desempeño en el torneo de la Concacaf. Sin embargo, admite que ha cogido el ritmo necesario para exhibir su mejor versión, a partir de hoy. 

“Haber estado parado algún tiempo (sin jugar), recuperándome, fue favorable. Me he puesto a tono, ya estoy mejor físicamente y a medida de que avance el calendario de juegos seguiré demostrando un nivel elevado”, dijo el central, quien a su vez recordó que “Estelí es una gran vitrina para cualquier futbolista que desee tener una oportunidad de jugar fuera de Nicaragua”.

Copete, quien haría dupla en la zaga central con Jason Casco, confesó que mantiene esperanzas de que algún club internacional muestre interés por hacerse de sus servicios, pero ambientó que su principal objetivo, por ahora, es “aportar un granito de arena” en el proyecto del ‘Tren del Norte”, con el que jugará su segundo Torneo de Apertura.