•   Johannesburgo, Sudáfrica  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Una selección mundial de jugadores de la NBA, encabezada por el alemán Dirk Nowitzki, acudieron a un centro para menores desfavorecidos, situado en Ennerdale, al sur de Johannesburgo, donde pasaron más de dos horas con los jóvenes.

"¿Qué has comido para llegar a ser así de alto?", le preguntó a Nowitzki (2.13 m) uno de los niños del centro.

El pívot de los Houston Rockets Clint Capela elevó por los aires a varios de los pequeños, mientras que otros corrían por entre las piernas del jugador camerunés de los Philadelphia 76ers Joel Embiid

"Estoy muy feliz. Aprender nuevas técnicas con estos jugadores es genial. Quieren ayudarnos a que consigamos nuestros objetivos en el básquetbol", indicó Thabo, de 13 años.

"Para mí es siempre es especial venir a África, la acogida es extraordinaria. Uno se siente como en casa", celebró Clint Capela, suizo de orígenes congoleños.

También acudió a esta gira por África el exfutbolista francés Thierry Henry, gran seguidor de la NBA.

"El continente africano ha dado mucho a la NBA, grandes jugadores. Es importante que ahora la competición devuelva un poco todo lo que le han dado", apuntó el exatacante del Arsenal y el Barcelona.

"En 2050, un cuarto de la población mundial vivirá en África. Así que desde un punto de vista comercial estamos interesados en este gran mercado, donde vemos enormes oportunidades. Queremos acelerar nuestro desarrollo aquí", afirmó el patrón de la NBA Adam Silver

Después este grupo de Estrellas de la NBA se impuso este sábado en Johannesburgo a una selección de baloncestistas africanos que juegan en la liga norteamericana (108 - 97), en un partido "All Star" con el que se buscaba popularizar este deporte en África.