•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Club Deportivo Walter Ferretti no ha tenido tiempo para celebrar su clasificación histórica a cuartos de final de la Liga Concacaf, tras vencer en par de desafíos al Belmopán Bandits de Belice. En la institución rojinegra todos están concentrados en superar la próxima etapa, en la que se enfrentarán al Club Deportivo Plaza Amador, de Panamá, que carga con la estafeta de favorito.

Las marcadas diferencias que existen entre la liga canalera y la nicaragüense justifican dicho favoritismo. El propio director técnico de los rojinegros, Flavio Da Silva, está consciente de ello y como tal reconoce que deben rosar la perfección en su juego para evitar quedarse en el camino. “Ellos son favoritos, no hay duda, por su nivel futbolístico y por la liga en la que se desempeñan, pero estamos motivados con la idea de superar a un rival de esa calidad”, manifestó el timonel.

Da Silva ha encontrado un perfecto equilibrio entre los aspectos emocionales y los meramente deportivos. Por una parte ha mentalizado a sus pupilos en que no tienen nada que perder y mucho que ganar, siendo realista. Pero el estar abajo en las apuestas, le sirve como combustible para afrontar sus desafíos, despojado de cualquier tipo de presión. Asimismo, Flavio ya evaluó los aspectos tácticos que debe implementar para hacerle frente al Plaza Amador y cómo contrarrestar las virtudes de su contrincante.   

“Nos estamos preparando basados en su estilo de juego, los hemos analizado bastante, revisamos algunos de sus juegos y hay patrones marcados en su sistema. Es importante saber cómo aplicar una estrategia para romper su esquema, pero también estamos trabajando en pro de consolidar nuestra filosofía. Tenemos un equipo fuerte, que sabe a lo que juega y creemos que podemos hacer una buena eliminatoria. Nosotros buscaremos el jueves una victoria, es a lo que apostamos, no menos”, aseveró el técnico.

Robinson, duda

Los “Policías” afrontarán los cuartos de final de la Liga Concacaf sin tres de sus mejores elementos: Marcos Méndez, Gerardo Arce y Danilo Zúñiga, todos por lesión. Además, están pendientes de la progresión del brasileño Robinson Luiz, quien sufrió una leve contracción en la pierna derecha, aunque este lunes entrenó a la par del grupo. Pese a las bajas, Da Silva fue contundente al decir que: “La semifinal es un sueño, el hombre que no sueña no tendría motivo para vivir”, dimensionando la importancia de la eliminatoria que se aproxima.

A pesar de las bajas, el estrategia del club capitalino asegura que dispone de un grupo compacto, con vocación ofensiva y con el suficiente atrevimiento para sorprender a los canaleros. “Me alegra mucho la forma en que disputamos los juegos ante el Belmopán Bandits, estuvimos a la altura de las circunstancias. Eso es un ejemplo de lo que ofreceremos ante el Plaza Amador, con las precauciones debidas, pero sin perder nuestro estilo”, dijo Da Silva.