•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los ligamayoristas Juan Carlos Ramírez, Cheslor Cuthbert y Erasmo Ramírez, así como el exlanzador de las Grandes Ligas Wilton López, encabezan la lista de 53 peloteros que la Federación Nicaragüense de Beisbol Asociada (Feniba) convocó para la preselección nacional, misma que a partir del próximo 18 de septiembre empezará su preparación bajo el mando del experimentado Julio Sánchez y con la mirada puesta en revalidar la medalla de oro en los Juegos Centroamericanos que se realizarán en diciembre.

Sobre la posibilidad de que el derecho Juan Carlos Ramírez juegue con la selección, Nemesio Porras, presidente de la Feniba, manifestó: “hemos estado hablando con él y nos dijo que hoy (ayer) lo iba a revisar un médico, entonces estamos a la espera de los resultados de ese chequeo”. Asimismo, el dirigente manifestó que para viajar a Nicaragua, J.C. necesita resolver algunos asuntos legales, pues está en proceso de convertirse en residente estadounidense. “Él me dijo que en cuanto reciba el permiso o la residencia él se viene para Nicaragua”, afirmó Porras.

En el caso de Juan Carlos, hay que tomar en cuenta que los Angelinos de Los Ángeles pueden tomar la decisión de no darle permiso y pedirle que descanse, esto tomando en cuenta que esta fue su primera temporada como abridor y que viene de estar en la lista de lesionados por 60 días. Por otro lado, según Nemesio, el antesalista Cheslor Cuthbert les manifestó que está gestionando su permiso con los Reales de Kansas City para jugar con la selección si le es posible desde el inicio de los Juegos Centroamericanos. “Así que Cheslor está casi confirmando que va a participar”, manifestó Porras en conferencia de prensa.

Julio toma las riendas

Tras ser oficializado como el mánager de la selección nacional, el experimentado Julio Sánchez se mostró positivo sobre el trabajo que se va a realizar en los Juegos Centroamericanos. “Voy a cumplir y les voy a entregar a todos los nicaragüenses la medalla de oro. Tenemos el recurso humano para hacerlo. No esperen la presea de plata, esperen la de oro”, advirtió Sánchez con un tono de total seguridad, añadiendo que “dirigir a la selección para mí es un orgullo, tanto que cuando Nemesio me informó que me habían escogido me puse a llorar, pues el beisbol ha sido mi vida”.

Y es que Sánchez tiene buenos registros como timonel. En el 1995, recordado por el abundante éxito del combinado nacional, fue él quien guio a Nicaragua a ganar medalla de plata en los Panamericanos de Argentina, plata en el Preolímpico de Canadá, oro en los Juegos del Pacífico en Colombia y bronce en la Copa Intercontinental de Cuba.

De igual forma, Sánchez también tiene una historia exitosa en los Juegos Centroamericanos, pues como jugador ganó la medalla de oro en 1977 cuando se jugó en El Salvador y en 1986 cuando el evento se realizó en Guatemala. Luego, en las ediciones de 2001, 2006 y 2013, la primera como mánager y las otras dos como entrenador general, conquistó la presea de oro.