•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Mientras atravesamos por una temporada de Grandes Ligas, comprobamos que la espectacularidad vista de diferentes formas, constantemente revestida de lo imprevisible, es inagotable, y esta del 2017, ha sido una más, desde el abril de un novato tan explosivo como Aaron Judge, hasta el cierre de Giancarlo Stanton y las luchas desesperadas por sobrevivir como comodines. Como siempre ¿qué fue lo mejor? abre espacio para las más candentes discusiones, razón por la cual, esta nota  no pretende establecer un ranking, sino zigzaguear entre los hechos que provocaron el mayor impacto o taladraron la historia imponiendo nuevas marcas.Aaron Judge disparó 52 jonrones esta temporada. AFP / END

Más de un siglo esperando por un novato capaz de batear 50 jonrones, hasta que apareció en escena este artillero de 6 pies 7 pulgadas y 282 libras llamado Aaron Judge de casi 25 años, casualmente con el uniforme de los Yanquis. Judge no había nacido cuando en 1987, Mark McGwire de los Atléticos de Oakland, disparó 49 jonrones. Esa marca fue estirada hasta 52 por Judge, mostrándose como el futuro Rey del Jonrón. Perdió ritmo en agosto limitado a solo tres vuelas cercas, pero volvió a explotar en septiembre disparando 15, dos menos que la marca de 17 en ese mes, en poder de Babe Ruth y Albert Belle.

Arañando al bambino

La cifra de 60 jonrones, fue magnificada por Babe Ruth en 1927, hace 90 años. Solo otros cuatro bateadores la han alcanzado, Barry Bonds, quién entre cuestionamientos la elevó a 73, máxima cantidad en todos los tiempos, Mark McGwire (70 y 65), Sammy Sosa (66, 63 y 64) también acusados,  y Roger Maris (61). Stanton realizando una formidable arremetida, llegó a 59 y no pudo hacerlo en la última serie tomando 14 turnos. Así que la posibilidad del cañón de los Marlins, quedó abierta.

En dos días de furia, Scooter Gennett de los Rojos y J. D. Martínez ya trasladado al equipo de Arizona, conectaron cuatro cuadrangulares en un juego, algo que solo había ocurrido en el 2002, cuando lo lograron Mike Cameron y Shawn Geen; otros dos novatos estremecieron el beisbol, Cody Bellinger de los Dodgers con sus 39 jonrones pese a perder un mes de actividad por tarde debut y una lesión, estableció marca para el equipo y la Liga Nacional, y Rhys Hoskins de los Filis, quien impresionó con sus 18 jonrones en 50 juegos y 170 veces al bate empujando 48 carreras, un alarde. Ojo, no jonroneó en los últimos 16 juegos.

Solo un hitter 

Una rareza es que el único juego sin hit ni carrera, lo haya lanzado el derecho dominicano de los Marlins Edison Volquez, contra un equipo de tan gruesa batería, como lo es el de los Cascabeles de Arizona. Se registró varios acercamientos, algunos a solo un out, pero ninguno lo consiguió entre tantos “Monstruos” de la colina. El “as” de los Medias Rojas Chris Sale, superó la barrera de los 300 ponches, y entre lo más sorprendente, están los 18 triunfos del zurdo de los Dodgers Clayton Kershaw, la cifra mayor en la temporada, aunque compartida, pese a perder cinco semanas por lesión. ¿Se imaginan hasta dónde hubiera llegado Kershaw con unas 8 o 9 aperturas más? Fue extraño no ver a un ganador de 20 juegos. El 11 de junio, antes de lesionarse y salir de escena dos meses, el zurdo de Houston Dallas Keuchel, presentaba balance de 9-0, dando la impresión de ser un seguro ganador de 20. Regresó no en su mejor forma ganando cinco y perdiendo 5. 

La cuarta campaña consecutiva del pequeño pero incontrolable venezolano José Altuve, disparando 200 o más hits, y los tres cetros de bateo conseguidos en ese trayecto, es merecedora de signos de admiración, ¿y qué decir de los 45 jonrones y más de 100 remolques de José D. Martínez en solo 118 juegos con los Tigres y los Cascabeles? Martínez cerró más fuerte que Judge y Stanton con 16 jonrones en septiembre…No hubo robador de bases próximo a la cifra de 100. Billie Hamilton se resignó a 59 y Dee Gordon le arrebató el liderato a última hora llegando a 60…El 12 de septiembre, el equipo de Minnesota, se convirtió en el primero en conectar jonrones en cada una de las siete primeras entradas durante una victoria por 16-0 contra los Padres de San Diego.

Echando humo 

Descargar tres jonrones en un juego, sigue siendo algo muy llamativo, y en esta temporada lo lograron 12 bateadores, entre ellos Hunter Renfroe de los Padres. Se agregó a Yoenis Cespedes, Matt Kemp, Anthony Rendon, Eddie Rosario, Corey Seager, Nolan Arenado, Andrew McCutchen, Paul Goldschmit, Manny Machado, Byron Buxton y Kendry Morales…El aterrizaje de Adrián Beltré en la pista de los 3,000 hits, merece mención especial, lo mismo que el ruidoso ingreso del dominicano Alberto Pujols en el Club de bateadores de 600 jonrones…Palmas para el cubano José Abreu, tercer bateador en comenzar su carrera con cuatro temporadas seguidas conectando por lo menos 25 jonrones y empujando 100 carreras. Solo Joe DiMaggio y Alberto Pujols lo habían conseguido. 

La gran racha, fue la de los Indios de Cleveland con 22 triunfos consecutivos entre el 24 de agosto y el 14 de septiembre. La marca es de 26 establecida por los Gigantes de Nueva York en 1916. En esa racha José Ramírez estuvo en 18 juegos disparando 30 imparables, incluyendo 8 jonrones…Hay que incluir a los Dodgers que llegaron a registrar un balance de 43-7 entre junio y agosto, la mejor cifra en 50 juegos en los últimos 100 años…Una racha verdaderamente preocupante, fue la de 45 entradas de los Reales de Kansas City sin anotar carrera, una sequía alarmante…Finalmente, Chris Sale se convirtió en el pitcher en llegar más rápidamente a los 1,500 ponches, necesitando 1290 entradas, superando las 1,303 de Kerry Wood.