•   Pyeongchang, Corea del Sur  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Más espectacular, más aéreo, más loco: el lema olímpico -más rápido, más alto, más fuerte- se ha revisado y modernizado para los Juegos de Invierno de Pyeongchang, donde aparecerán cuatro nuevas disciplinas.

Los snowboarders volarán en busca de la medalla en el Big Air, los esquiadores competirán entre sí en el eslalon Gigante paralelo por equipos, los patinadores de velocidad de deslizarán codo con codo sobre el hielo en una salida masiva, y el curling presentará la novedad de una competición por equipos mixtos.

Curling Mixto

Un hombre y una mujer compondrán cada equipo (en lugar de los clásicos equipos de cuatro hombres y cuatro mujeres) y dispondrán de cinco piedras por ronda (en lugar de ocho). El partido será a ocho rondas, en lugar de las diez por equipos.

"Va rápido, es un concentrado de energía, muy atlético, es una dinámica diferente" de la fórmula habitual, estima Kaitlyn Lawes, que representará a Canadá.

Menos piedras, menos rondas, menos tiempo para preparar la táctica; todo ello debería redundar en la intensidad.

"Es una fórmula de juego muy volátil", estima el estadounidense Marr Hamilton. El estilo de juego permitirá a varios países tener sus opciones".

Kaitlyn Lawes representará a Canadá en el Curling Mixto de los Juegos de Invierno Pyeongchang 2018./AFP

Una opinión compartida por el canadiense John Morris, quien espera que esta fórmula atraiga a nuevos practicantes: "en el mundo de hoy, en el que todo va rápido, creo que partidos de 90 minutos serán más populares que partidos de tres horas".

Big Air

Larga rampa de 48 metros para tomar velocidad, saltar muy alto y realizar diversas acrobacias violando las leyes de la gravedad sobre una tabla de snow. Esto incluye triples y cuádruples saltos con aterrizajes suaves, cómo si se tratasen de simples saltos de esquí.

Los participantes disponen de 20 minutos para realizar los mejores saltos posibles, su resultado final tendrá en cuenta sus dos mejores marcas combinadas.

La austríaca Anna Gasser conquistó el Big Air de los Winter X Games el mes pasado en Aspen (Estados Unidos) donde el canadiense Max Parrot se impuso en categoría masculina.

Gigante paralelo por Equipos Mixtos

El objetivo es visualizar una carrera en la que la diferencia entre esquiadores no la marca el cronómetro. Dos esquiadores comienzan a la par la bajada en un eslalon Gigante, y el primero en pasar sobre la línea de meta gana, sea cual sea su tiempo.

Dieciseis naciones están inscritas en la prueba de Pyeongchang. Cada equipo está constituido por cuatro esquiadores (dos mujeres y dos hombres). La competición se rige por el principio de eliminación directa; el equipo que marca más puntos se clasifica a la siguiente ronda, hasta la final. En caso de igualdad 2-2, el tiempo combinado del mejor esquiador y de la mejor esquiadora decidirá el ganador.

Nueva en los Juegos Olímpicos, esta prueba ya estuvo presente en los Mundiales de 2017; Francia superó a Eslovaquia en la final, con el bronce para Suecia.

Mass start de Patinaje de velocidad

Un pelotón de hasta 28 patinadores tomará la salida para dar 16 vueltas sobre la pista de hielo oval de 400 metros.

El campeón del mundo de mass start, el estadounidense Joey Mantia./AFP

"Hay choques, hay el rebufo, hay estrategia. Sin duda alguna es más divertido de presenciar que las carreras habituales", asegura el campeón del mundo de mass start, el estadounidense Joey Mantia, que compara esta modalidad con as carreras de coches de la NASCAR.

En categoría femenina, el título mundial es propiedad de la surcoreana Kim Bo-Reum, lo que permite anticipar una caldera en las gradas en Pyeongchang.