•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las leyendas del atletismo cubano, el exsaltador de altura Javier Sotomayor y la excorredora Ana Fidelia Quirot, recibieron hoy en Nicaragua la Orden Alexis Argüello, máximo reconocimiento deportivo otorgado por la Alcaldía de Managua.

El "Príncipe de las Alturas" y la "Tormenta del Caribe" recibieron la orden de manos de la alcaldesa Reyna Rueda en una sesión especial en el auditorio Miguel de la Reynaga, del Gobierno municipal de Managua.

Los exdeportistas se encuentran en Nicaragua para participar en una ceremonia de la Asociación de Cronistas Deportivos de Nicaragua (ACDN).

Sotomayor, de 50 años, se retiró del deporte activo en 2001 y acumuló en su carrera tres récords mundiales: 2,33 metros en 1984 (actual récord de la categoría sub 17 cadetes), 2,43 metros (bajo techo, 1989) y el de 2,45 (al aire libre, 1993, Salamanca), la marca universal vigente.

También posee dos medallas olímpicas, conseguidas en Barcelona 1992 (oro) y Sydney 2000 (plata).

Quirot, quien en 1989 logró dos títulos en la Copa del Mundo, en 400 y 800 metros, fue elegida, en su momento, como la mejor atleta femenina del planeta.

También fue campeona del mundial de atletismo en Gotemburgo (Suecia) en 1995, en los 800 metros planos con un tiempo de 1,56 minutos, la mejor marca personal y récord de Cuba, ganó oro en los Panamericanos de Cuba 1991 y fue plata en el Mundial de Tokio 1991.

Además posee dos medallas olímpicas, conseguidas en Barcelona 1992 (bronce) y Atlanta 1996 (plata).

La Orden Alexis Argüello debe su nombre al fallecido boxeador nicaragüense y quien fue alcalde de Managua en 2009, antes de cometer suicidio.

Considerado el mejor atleta en la historia de Nicaragua, Argüello (1952-2009), también conocido como 'el Caballero del ring' y 'el Flaco explosivo', fue tres veces campeón del mundo dejó una marca de 82 peleas ganadas, 65 por nocaut y 8 derrota.