•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El discurso de Ricardo “El Matador” Mayorga es repetitivo y ficticio. A estas alturas cuando tiene 44 años, nadie le cree, causa risa, pero increíblemente a cierto sector de aficionados y promotores internacionales, el púgil sigue siendo atractivo para generar atracción e interés. 

Mayorga ya está en Laredo, Texas, donde el próximo 7 de abril enfrentará a Rodolfo “La Cobrita” Gómez, un boxeador de 28 años con 12 victorias y 4 derrotas en su andar por el boxeo profesional. El nica al pisar suelo norteamericano, el domingo, lo primero que hizo fue lanzar sus dardos verbales, asegurando un triunfo por la vía rápida, sin sudar ni despeinarse.  “Voy a ganar por nocaut, tengo la pegada del ´Matador´. A la gente de Laredo, Texas, espero que vean mi pelea”, dijo Mayorga. 

En una entrevista concedida a la cadena rusa RT el 15 de enero, Mayorga había anunciado su retiro. “Es hora de colgar los guantes, el deportes es para los jóvenes. El boxeador debe retirarse cuando esté un poco avanzado en edad. Estoy agradecido con Dios porque he ganando títulos, trofeos, pergaminos”, declaró.

Pero el retiro a Mayorga no le duró ni un mes. La promotora estadounidense Lone Star Boxing le hizo una oferta. Este no la pensó dos veces y se marchó a Estados Unidos para prepararse durante un mes y medio y afrontar este compromiso que pone en riesgo su vida, pues con 44 años se expone a recibir más castigo sin saber si eso le dejará secuelas a largo plazo.

El pasado 3 de noviembre, Mayorga peleó y perdió ante el ruso Andrey Sirotkin por nocaut. Su récord actual es de 32 victorias (26 nocauts), 10 derrotas y 1 empate. En su carrera ganó dos títulos mundiales en diferentes categorías (147 y 154). Sus triunfos más preponderantes fueron ante el estadounidense Vernon Forrest (q.e.p.d.).