•   España  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un solitario gol de Edinson Cavani, que ayer cumplía su partido número 100 vistiendo la camiseta celeste, bastó para que Uruguay venciera a País de Gales (1-0), y se coronara campeón de la segunda edición de la China Cup, el torneo cuadrangular de naciones que el gigante asiático acoge desde 2017.

La final fue un partido donde los de Óscar Washington Tabárez mostraron una vez más que Uruguay no juega amistosos: un encuentro de gran calidad y tensión, donde el barcelonista Luis Suárez generó mucho peligro, con dos de sus lanzamientos se fueron al poste y se le anuló un gol por fuera de juego.

La estrella galesa, el madridista Gareth Bale, quedó bastante anulada por el marcaje de Diego Laxalt; y en el juego uruguayo brilló con luz propia el centrocampista de Boca Juniors, Nahitan Nández, que repartió juego y desquició la defensa de los “dragones rojos”.

Los charrúas salieron de inicio con un planteamiento similar al de la victoria en semifinales el pasado viernes ante la República Checa, con la única novedad de Cristian “Cebolla” Rodríguez en lugar de Giorgian de Arrascaeta.

Los británicos intentaron rehacerse y también consiguieron, aunque con menos peligro, llegar en los primeros lances a la portería de Fernando Muslera, siendo Sam Vokes el primero en intentar batirla con una ocasión en el minuto cuatro.

Cavani liquida

Tras el susto, Uruguay siguió su dominio del juego, que se tradujo en grandes ocasiones como la que disfrutó el “Cebolla” Rodríguez pasado el primer cuarto de hora, con un fuerte disparo desde la frontal del área, que pasó rozando el poste derecho.

A Gales cada vez le costaba más salir de su campo y encadenar pases de ataque, acorralados por la presión bien arriba de los celestes, que propició un error de la defensa británica en el que Suárez por segunda vez estrelló el balón en el poste, pasada la media hora.

En la segunda parte, Uruguay continuó el asedio hasta obtener finalmente fruto merced a un ataque dirigido por Godín, que culminó en una letal asistencia del “Cebolla” Rodríguez a Cavani, que marcaba sin oposición en el minuto 49.

El “Matador” sumó su gol 42 con la selección absoluta, con la que festejó su partido 100. Con la victoria, Uruguay sucede a Chile como campeón de la China Cup, que en sus dos ediciones disputadas ha mostrado el potencial del futbol suramericano.