•   Berlín, Alemania  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Brasil siguió elevando su confianza en la preparación para el Mundial de Rusia al conseguir ganar por 1 a 0 en su visita a la campeona del mundo, Alemania, este martes en un amistoso en Berlín, cuatro años después del recordado 'Mineirazo'.

Si entonces el equipo europeo humilló a la Seleçao con un 7-1 en Belo Horizonte, en semifinales de 'su' Copa del Mundo, esta vez fue la verdeamarilla la que amargó al equipo de Joachim Löw, en su primer enfrentamiento desde entonces, si bien es cierto que en un partido ahora mucho más intrascendente y por un resultado más discreto.

 Lea: Suiza pasa por encima de una indolente Panamá previo al Mundial-2018

Antes del descanso, Gabriel Jesús adelantó a Brasil (minuto 38) y el marcador ya no se volvió a mover en el Olímpico de la capital alemana.

El balance de los dos amistosos de este marzo, los primeros para el equipo de Tite tras la lesión de su estrella Neymar a finales de febrero, se salda con una nota muy alta, ya que el pasado viernes ya había vencido 3 a 0 en Moscú ante Rusia, el anfitrión del Mundial.

Todo parece sonreír a Brasil en su camino hacia el intento de un sexto título mundial: tras el liderato en el grupo único de las eliminatorias sudamericanas, el equipo lleva ocho partidos sin perder.

Para Alemania, la ventana de partidos internacionales de marzo ha generado más dudas con certidumbres, ya que a la derrota de este martes se suma el empate 1-1 ante España en otro amistoso, el viernes en Dusseldorf.

La derrota ante Brasil termina con la racha de partidos seguidos sin perder para la Mannschaft, que queda en 22, a uno solo de la plusmarca de 23 que había establecido la selección con Jupp Derwall a los mandos en 1981.

 De interés: Costa Rica cae 1-0 ante Túnez en amistoso hacia el Mundial

Tras una primera aproximación brasileño en la que Philippe Coutinho no pudo encontrar en el área a Fernandinho en el minuto 10, la primera ocasión relevante del partido la protagonizó Alemania, con un balón de Julian Draxler para Ilkay Gundogan, que envió mal orientado (18).

Tras una primera media hora sin fluidez arriba, Brasil empezó a llegar más en el último cuarto de hora antes del descanso.

Kevin Trapp no realizó un buen bloqueo al remate de Gabriel Jesús y permitió a Brasil tomar la ventaja. Foto: EFE/END

- Con la ayuda de Trapp -

Willian cedió para Gabriel Jesús (35) y éste desaprovechó una buena ocasión para los suyos, aunque el atacante del Mánchester City pudo desquitarse poco después, inaugurando el marcador: un centro colgado por Willian conectó con la cabeza de Gabriel Jesús (38), cuyo remate fue parado con las manos blandas por el arquero Kevin Trapp, y el balón terminó entrando en la portería.

En la segunda mitad, el equipo sudamericano seguía buscando con más intención la meta rival.

En el 54, Brasil tuvo una doble ocasión, con un tiro de Willian cuyo rebote fue para Paulinho, que también disparó, pero Trapp esta vez pudo salvar la situación.

Dos minutos después, Coutinho recibió de Gabriel Jesús y envió ligeramente alto.

El carrusel de cambios de la segunda mitad cortó el ritmo del partido y las ocasiones fueron esporádicas.

 Además: La Argentina de Messi se mide a la Roja en un amistoso con sabor mundialista

Aún así, los brasileños siguieron llegando con mejores intenciones y en el 67 Gabriel Jesús, de cabeza, envió fuera cuando el arco estaba vacío tras una mala salida de Trapp, que no dio la mejor imagen y evidenció la importancia de que Manuel Neuer se recupere a tiempo y esté en buena forma para el Mundial.

El carrusel de cambios de la segunda mitad cortó el ritmo del partido y las ocasiones fueron esporádicas. Foto: EFE/END

En el descuento final (90+1), el portero Alisson terminó con el último intento local de conseguir el empate, en una gran intervención a disparo de Draxler, que acababa de recibir de Toni Kroos.

En su historial de duelos particulares, el dominio de Brasil se acentúa, con una decimotercera victoria sobre los alemanes, por cinco victorias de los europeos y otros cinco empates.