•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La suspensión temporal que dio la Comisión Atlética de Nevada a Canelo Álvarez y que ha puesto en veremos la posibilidad de que suba al ring el próximo 5 de mayo ante Gennady Golovkin ha provocado que GGG y su equipo hayan comenzado, al menos de manera discreta y casi hasta de forma tímida, a ver qué opciones tendría el kazajo para defender sus títulos de peso mediano en caso de que la suspensión del mexicano sea definitiva.

Canelo Álvarez falló dos exámenes antidopaje por niveles bajos de clembuterol en febrero y aunque ya tiene cuatro en marzo en los que ha salido limpio, no existe la certeza de que vaya a pelear el desempate con Golovkin para la fecha indicada y ello ha provocado que en la esquina contraria hayan comenzado a mover una que otra pieza, aunque siempre esperando que la pelea con Saúl siga adelante.

“Bueno, no tenemos nada por ahora, solo estamos esperando por la comisión y una vez que sepamos su posición, vamos a ver específicamente qué podemos hacer de acuerdo con la situación”, dijo Loeffler a nombre de GGG Promotions, compañía que representa al kazajo en este esperado segundo pleito en la T-Mobile Arena de Las Vegas.

Como reemplazos naturales de Canelo, muchos creen que Daniel Jacobs y Billy Joe Saunders figuran si Golovkin necesita nuevo rival después de conocerse el dictamen de la comisión el próximo 10 de abril, aunque Loeffler prefiere no revelar nombres y dejar que Golovkin se enfoque en Canelo para el 5 de mayo, pues es claro que esa es la batalla que más les conviene.