•   España  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Oporto cayó derrotado este lunes en el estadio del Belenenses (2-0), en el partido número 1,000 como profesional del portero español Iker Casillas, y perdió el liderato de la Liga portuguesa a favor del Benfica, que ya había saldado con solvencia su compromiso de esta jornada el pasado sábado.

En el cierre de la vigésimo octava jornada, las “águilas” encabezan la tabla con 71 puntos, uno más que el Oporto, y dejan en abierto quién se llevará el título liguero cuando solo faltan seis jornadas y a menos de dos semanas del decisivo “clásico” que enfrentará a ambos equipos.

A pesar de que gozó de varias ocasiones claras para ponerse en el marcador, el Oporto se complicó el partido y llegó al descanso perdiendo debido a un tempranero gol del brasileño Nathan.

En el minuto 10, Osorio --que debutaba este lunes con el Oporto-- y Felipe no se entendieron para sacar el balón y Nathan se quedó solo ante Casillas, a quien batió con un suave toque para picar el balón por encima del guardameta español, que jugó su partido número 1,000 en el futbol profesional.

Tras el descanso, el conjunto de Sérgio Conceição salió decidido a buscar el empate, pero sus embistes se chocaron con un muy acertado André Moreira en la portería del Belenenses.

Moreira, cedido por el Atlético de Madrid, frustró los intentos de Ricardo Pereira, Felipe y Gonçalo Paciência con enormes reflejos, manteniendo la ventaja de su equipo hasta que consiguieron el segundo gol.

En el 70, el angoleño Freddy chutó una falta hacia el interior del área y encontró la cabeza del brasileño Maurides, que no dio opciones a Casillas para evitar el gol y certificó así la segunda derrota del Oporto en Liga esta temporada.

Con el triunfo, el Belenenses subió una posición en la tabla y ahora es undécimo, con un colchón de nueve puntos sobre el descenso.