•   España  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Barcelona visitará hoy el Olímpico de Roma, donde intentará hacer valer el 4-1 de la ida para clasificarse hacia unas semifinales de la Liga de Campeones de la que falta desde hace tres años, lo que intentará impedir un conjunto romano tocado, pero dispuesto a que se produzca el “milagro”.

Y es que el Roma llega tocado al partido, pues al contundente resultado adverso sufrido en el Camp Nou en la ida se ha unido la derrota sufrida este fin de semana, en casa, ante el Fiorentina, en la Serie A italiana (Primera división).

Con las bajas del defensa Lucas Digne, lesionado y del centrocampista Philippe Coutinho, que no puede disputar la Champions con el Barsa, los azulgranas han viajado a la capital italiana, donde nunca han derrotado al conjunto romano.

Hasta esta eliminatoria, ambos equipos solo se habían visto las caras en la fase de grupos de la máxima competición continental. En sus dos visitas al Olímpico, el Barsa encajó una derrota (3-0, la temporada 2001-02) y logró un empate (1-1, en la 2015-16).

Esta tarde (12:45), no obstante, podrá especular con los tres tantos que tiene de renta tras golear, en el Camp Nou, al equipo de Eusebio di Francesco, en un partido en el que el juego del conjunto local brilló bastante menos que el resultado.

Con la Liga prácticamente sentenciada, Ernesto Valverde ha podido dosificar a sus hombres pensando en este encuentro de Champions. Así, en la victoria del pasado sábado contra el Leganés (3-0, con triplete de Messi), Samuel Umtiti y Sergio Busquets no jugaron contra el conjunto madrileño y Andrés Iniesta y Jordi Alba empezaron en el banquillo.

Los cuatro volverán a la titularidad ante el Roma, en un once en el que la única duda es saber si el técnico barcelonista apostará por Ousmane Dembelé para acompañar a Leo Messi y Luis Suárez en la punta de ataque o regresará al 4-4-2 reforzando el centro del campo con Paulinho Bezerra o André Gomes.

¿Hazaña?, improbable

Por su parte, el Roma de Eusebio Di Francesco encara el duelo de vuelta con el deseo de conseguir una hazaña, ya que nunca en su historia europea los romanos han logrado remontar tres dianas de desventaja.

Sin embargo, el camino europeo del Roma en el Olímpico ha sido hasta este momento brillante: ganó tres partidos, 3-0 al Chelsea; 3-0 al Qarabag; 1-0 al Shakhtar Donetsk y empató 0-0 contra el Atlético Madrid en la fase de grupos.

Si en el campeonato liguero los romanos ya han sufrido seis derrotas en casa, la música de la Liga de Campeones parece motivar a una plantilla que en el Olímpico ha sabido dar lo mejor de sí misma en las grandes noches europeas.

El meta brasileño Alisson Becker aún no ha encajado goles en Europa en casa, y el Roma confía en esa solidez defensiva para buscar la que sería una auténtica hazaña ante un Barcelona mucho más acostumbrado a estas vitrinas internacionales.

En su historia, el Roma ya logró un 3-0 en casa contra el conjunto catalán, aunque ese resultado llegó en la segunda fase de grupos de la Liga de Campeones del curso 2001-02, y no en un encuentro de eliminación directa.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus