•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Cristofer González, el flamante campeón mundial de boxeo de las 112 libras, confirmó hoy que contraerá matrimonio el próximo 21 de abril.

El púgil sorprendió al mundo del boxeo al vencer por nocaut al ultra favorito, Daigo Higa, en una pelea celebrada el domingo en Japón.

Ya de regreso en Managua, González ha vuelto a sorprender, anunciando que se casará con su novia, Cindy Toruño.

"Está la noticia de que tomamos la decisión de casarnos el 21 de abril, primeramente Dios, son planes que traíamos desde hace rato", declaró el boxeador.

Según explicó la boda estaba planeada para el 25 de marzo, pero debido a que firmó un contrato para pelear contra el japonés Higa, reprogramaron el evento.

"Ya teníamos todo cotizado, teníamos avances, teníamos planeado desde hace rato casarnos. Estamos a tiempo y se va a lograr montar el 21 de abril", sostuvo hoy González.

Agregó que la boda ha sido planificada como un evento familiar que se realizará en la catedral metropolitana de Managua.

El púgil elogió a su novia y futura esposa, diciendo que tiene mentalidad de comerciante y que siempre le ha sugerido hacer buen uso del dinero que ganan.

González tiene ahora el reto de planificar su primera defensa del título mundial de las 112 libras, versión Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

A su retorno a Nicaragua, ayer, González afirmó que la presencia de su madre y de su novia durante la pelea, le dieron confianza.

Según relató, entre la multitud era capaz de escuchar muy bien lo que le gritaba su novia: " Amor, subí las manos, que no te pegue".

Por otro lado, González ha dicho que el desarrollo de la pelea lo sorprendió, pues no esperaba que Higa rehuyera al combate.

Agregó que para el séptimo asalto notó que el japonés estaba en malas condiciones y para el octavo el ahora excampeón era incapaz de lanzar golpes.

Cristofer González, a su regreso a Managua. Haxel Murillo/END

González noqueó a Higa en el noveno round, cuando el japonés ya no salió a pelear.

Con el triunfo, González se convirtió en el décimo tercer campeón mundial de boxeo que produce Nicaragua.

Su primo, el excampeón Román Chocolatito González, afirmó que le ve pontecial para ganar tres coronas mundiales de boxeo.