Edgard Tijerino
  •  |
  •  |
  • END

¿Qué hace Tampa en el hoyo del Este en la Liga Americana? Cierto, apenas estamos en el despegue de la temporada, así que no hay por qué hacer sonar las sirenas de alarma, pero ojo, éstos no son los Rays que esperábamos ver.

Este fin de semana, frente al también golpeado equipo de Oakland, los Rays tenían en sus manos la oportunidad de proyectarse hacia las alturas, y la primera señal, enviada el viernes con un gran pitcheo de Scott Kazmir imponiéndose 8-2, fue alentadora, pero Matt Garza y Andy Sonnastine se hundieron sábado y domingo en derrotas por 6-2 y 7-1, manteniendo a Tampa nadando debajo del agua con balance de 7-12.

Esto no tiene nada qué ver con los vaticinios que cobijaron al equipo. ¿Qué es lo que pasa? Carlos Peña con porcentaje pequeño, tumba cercas y produce, en tanto Evan Longoria está funcionando ofensivamente, pero el lead-off B. J. Upton ha sido “el inútil de la familia” con 156 de average; el bateador designado Pat Burrell, ruidosamente contratado, batea 237 en 18 juegos con un jonrón; Willie Aybar con 136 de promedio no aparece en el radar; Dioner Navarro está atado con 183 puntos; y en pitcheo, sólo Kazmir (3-1) y James Shields (2-2), han hecho verdaderos aportes.

¿No habíamos quedado en que la materia prima de los Rays, los mostraba en pantalla, con enormes posibilidades de regresar a los Play Offs? Ellos ganaron su primera serie de la temporada a los Medias Rojas, pero luego perdieron con los Yanquis y continuaron moviéndose en la incertidumbre.

REGRESO A TIERRA.-Dejemos a los Rays y fijemos por un momento nuestra atención en los Marlins. Arrancaron violentamente como el británico Jenson Button en Fórmula Uno, pero en los últimos seis juegos les han ponchado las llantas y averiado el motor de la inspiración. Los Filis con el veterano súper-vitaminado Jamie Moyer, edificando su tercer triunfo, barrieron a los Marlins haciéndolos regresar a tierra, viendo cómo su asombroso balance de 11-1 se ha convertido en 11-7, aunque siempre en el liderato del Este en la Liga Nacional.

El equipo más ganador de las mayores es Toronto con 14, que ayer con pitcheo de Roy Halladay obteniendo su cuarto triunfo, doblegaron 4-3 a los Medias Blancas, mientras los Tigres, quitadas las telarañas del 2008, triunfaron 3-2 sobre el porfiado Kansas, con el venezolano Armando Galarraga asegurando su tercer éxito sin perder.

Los líderes del Oeste en la Americana, Marineros de Seattle, fueron atropellados 8-0 por los Angeles de California, en tanto los Rangers de Texas, pese a jonrones de Davis, Murphy y Blalock, caían 8-5 ante los Orioles, víctimas de la inconsistencia de su pitcheo, y Cleveland, con el cuarto rescate de Kerry Wood, superaba 4-2 a los Gemelos de Minnesota.

Finalmente, los Cachorros con faena monticular de Rich Harden y bateo profuso de Kosuke Fukodome, frenaban a los líderes del centro en la Nacional, Cardenales de San Luis, imponiéndose 10-3, y los Mets malograban la posibilidad de una racha de tres victorias, cayendo ante los Nacionales 8-1 con naufragio de Oliver Pérez, cuya efectividad de 9.31 es tenebrosa.