•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Real Estelí y los Caciques del Diriangén disputarán la final del torneo de Clausura de la Liga Primera, tras imponerse ante el Club Deportivo Walter Ferretti y el Juventus FC, respectivamente, con idénticos marcadores de 2-0, en los partidos de vuelta de las semifinales. El conjunto norteño fue el primero en avanzar de ronda, gracias a su victoria como local ante los rojinegros, con goles de Gregorio Torres y Marlon López. En seguida, los Caciques hicieron lo propio y con anotaciones de Abner Acuña y Andrés Mendoza, revirtieron una eliminatoria que estaba en su contra 2-1. 

En el estadio Independencia, el Club Deportivo Walter Ferretti salió dispuesto a buscar un gol que le diera vida, consciente que el empate 1-1 del juego de ida le permitía avanzar al Real Estelí a la final, con solo empatar 0-0 en casa. Los primeros diez minutos fueron para los locales, hasta que los rojinegros comenzaron a generar peligro con balones largos y centros desde los costados que sofocaron a la zaga esteliana.

Marcos Méndez, al 12’, pudo abrir el marcador al quedarse con un balón suelto dentro del área y sacar un remate rasante que había superado al guardameta Henry Maradiaga, pero Josué Quijano reventó el balón en la línea de gol, evitando la caída del marco norteño. 

Christian Flores también intentó sorprender a la defensiva local, desbordando con velocidad por el sector izquierdo hasta pisar línea de fondo, pero se topó con un Jason Casco muy seguro, que ganó cada duelo particular. Las constantes proyecciones de Robinson Luiz, acompañándose con Yosimar Amador y Méndez, mantuvieron replegada a la zaga rojiblanca en un tramo del primer tiempo, pero cada vez resolvieron las ecuaciones.

Caen los goles

Después de un primer tiempo parejo, en el que los visitantes dejaron una buena imagen, pese a que los estelianos tuvieron mayor tiempo la posesión del balón, llegó el invitado especial. El “Tren del Norte” recompuso tras el descanso y fue en busca del gol que rematara la eliminatoria y por ende, le permitiera sellar su pase a la final.

El Real Estelí tuvo que esperar hasta el minuto 69’, cuando Carlos Chavarría entregó un balón a Jorge Betancur y este colgó un centro desde la derecha, para que Gregorio Torres la conectara de cabeza y perforara el marco que defendía el “Pulpo” Espinoza. El tanto de los norteños obligó a los capitalinos a arriesgar para intentar emparejar la eliminatoria, que se encontraba 2-1 a favor de su rival.

Pero la apuesta valiente del equipo que dirige el brasileño Flavio Da Silva le costó caro a los rojinegros, que seis minutos más tarde recibieron el gol de la sentencia. Marlon López aprovechó la permisividad defensiva del Ferretti, realizando un pique que le permitió quedar solo frente a Denis Espinoza, quien pese a achicar bien y ver cómo el balón se estrellaba en su humanidad, no se pudo quedar con el rebote, pero sí lo hizo el “Chino” López, quien empujó el balón con el marco totalmente vacío. 

Los estelianos se impusieron con un global de 3-1 y están de cara a una final en la que buscarán coronarse para clasificar a la Liga Concacaf, evento al que ya accedió el Ferretti, tras proclamarse en el torneo de Apertura. 

Diriangén fue más

Como estaba contemplado en los pronósticos previos, los Caciques del Diriangén, arropados por su afición, mostraron la versión de aquel segundo tiempo en el duelo de ida de las semifinales ante Juventus FC. Desde el pitazo inicial, los locales se lanzaron sobre su rival, manejando la posesión del esférico y buscando los huecos que los “Pibes” pudieran dejar para provocar peligro.

A los 8 minutos, el Diriangén dio su primer aviso por medio de Yeison Esquivel, quien después de una serie de toques en el borde del área y ante la buena cobertura que realizaba la zaga juventina, decidió probar de media distancia, pero su remate se fue lejos del marco que resguardaba Denilson Gutiérrez. 

Tres minutos más tarde, Jason Castellón se animó a disparar desde fuera del área, y a diferencia de Esquivel, su remate se marchó apenas por encima de la cabaña. En ese momento quedó evidenciado que los Caciques tenían la orientación de utilizar ese recurso con frecuencia. Asimismo, los locales intentaron sorprender al Juventus con jugadas elaboradas, cada vez que tenían un balón estacionado, pero no tuvieron fortuna ni precisión para abrir el marcador en el primer tiempo.

Mientras los Caciques generaban las mayores ocasiones para gol, Juventus apostaba a una contra que les permitiera rematar la eliminatoria y pudieron lograrlo al 30’, cuando Anderson Treminio remató de cabeza un balón dentro del área, pero lo estrelló en el poste. A la postre, Treminio salió lesionado, para mayor infortunio de los “Pibes”, que no contaron con Maycon Santana por acumulación de tarjetas.

En la segunda mitad, conscientes de que necesitaban marcar un gol para que sus opciones de avanzar a la final acrecentaran, el Diriangén continuó teniendo la iniciativa y al minuto 50 Abner Acuña llegó a cerrar un centro que mandó Dos Santos desde el sector derecho, perforando el marco juventino y provocando un estallido de alegría entre la fanaticada local.

Diez minutos después, el guardameta cacique Brandon Mayorga salvó a su equipo, al ganar un mano a mano ante Ricardo Mendieta, quien ingresó en sustitución Treminio, quien sufrió una lesión de tibia y peroné, según reportó la directiva del Juventus en su cuenta oficial de Twitter. 

Al minuto 70’, después de cobrar en corto un tiro libre entre Carlos Torres y Yeison Esquivel, el último de estos recorrió con el balón unos metros y sacó un disparo desde la frontal del área, estrellando el balón en el travesaño, pero el costarricense Andrés Mendoza llegó a rematarlo y estableció el 2-0, poniendo la cereza en el pastel.