•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A falta de que se defina al campeón del torneo de Clausura de la Liga Primera, que saldrá del enfrentamiento entre Real Estelí y Caciques del Diriangén, representantes de ambos equipos y del Club Deportivo Walter Ferretti, monarca del Apertura, asistirán esta noche al sorteo para la próxima Liga de la Confederación Norte, Centroamérica y el Caribe de Futbol (Concacaf), que celebrará este organismo en el Hotel Pullman en Miami, Florida (5:00 p.m.).

El sorteo que será ejecutado por el jefe de futbol de Concacaf, Manolo Zubiria, con la asistencia de exestrellas de la Confederación, utilizará cuatro bombos, dos “Bombos de Clubes” y dos “Bombos de Posiciones”. Los dos de clubes contendrán cada uno ocho nombres de los dieciséis equipos participantes, mientras que los dos de posiciones contendrán los dieciséis escaños posibles para los clubes participantes.

Basado en el índice de clubes de Concacaf, que posiciona a los conjuntos según el desempeño de su país en las últimas cinco ediciones de los campeonatos de clubes de Concacaf, estos serán distribuidos de la siguiente manera (en orden alfabético): Bombo 1: AD Municipal Pérez Zeledón (CRC), Arnett Gardens FC (JAM), Belice 1, Chorrillo FC (PAN), Nicaragua 1, Portmore United FC (JAM), Real España (HON) y Santa Tecla FC (SLV).

Bombo 2: CD Árabe Unido (PAN), CD FAS (SVL), Club Franciscain (MTQ), Costa Rica 3, Honduras 3, Nicaragua 2, Panamá 4 y Santos de Guápiles FC (CRC), los dos últimos accedieron como “comodín”, debido a la suspensión de la Federación Guatemalteca de Futbol por parte de la FIFA. En el caso de Nicaragua, si el Real Estelí se consagra en el Clausura será ubicado en el bombo 1; en caso contrario, Ferretti ocuparía ese puesto y los Caciques del Diriangén ingresarían al segundo bombo.

Ferretti con buen antecedente 

El Club Deportivo Walter Ferretti, eliminado en los cuartos de final de la primera edición de la Liga Concacaf por el CD Plaza Amador de Panamá, tras caer 2-1 en el juego de vuelta (empate sin goles en la ida), puede presumir de haber acabado en la sexta posición de un torneo que reunió a 16 de los mejores clubes de la región y presenta estadísticas que amparan su buena participación. Los números, que tanto se usan en el deporte para valorar el desempeño de un atleta o de un equipo, absuelven al conjunto capitalino de cualquier culpa que se le haya imputado en la edición anterior de este certamen.

Después de disputar cuatro desafíos, venciendo en par de ocasiones al Belmopan Bandits (4-1 y 1-0) en octavos de final; empatando con el Plaza Amador en el estadio Independencia (0-0) y finalmente cayendo en territorio canalero por los “Leones de Cocoliso Tejada”, los rojinegros sumaron 7 puntos, mismos que su verdugo en los cuartos de final y superado únicamente por el Árabe Unido, el Alianza FC, el Olimpia, todos con 9 unidades; mientras que el Santos Guápiles de Costa Rica marcha perfecto con 12 puntos, producto de cuatro victorias.

Los rojinegros, que hicieron historia al ser el primer club nicaragüense en conseguir un triunfo en Liga Concacaf, el único en ganar dos juegos de forma consecutiva y permanecer invicto después de tres jornadas, acabó en la tabla general por encima del CD Águila (que se deshizo del Real Estelí en la primera fase), del Chorrillo FC, Belmopan Bandits, Portmond United, Platense, Alajuelense, del “Tren del Norte”, que finalizó en el puesto 13; al Central FC, Honduras Progreso y San Juan Jabloteh.