•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los Toros de Chontales, el equipo que ha sido capaz de ganar 21 de los 27 encuentros que ha disputado en lo que va de la temporada, estará cara a cara con los Tiburones de Granada, un conjunto que ha mostrado una llamativa consistencia ofensiva al mantenerse por ya buen tiempo  y con mucho mérito entre los tres equipos más bateadores del campeonato. Se trata esta de una serie en la que se pondrá a prueba el picheo siempre efectivo de los chontaleños y el bateo consistente de los granadinos. 

La jornada once del Campeonato Germán Pomares, que se pondrá en marcha a partir de hoy si la situación social del país lo permite, será el escenario del enfrentamiento entre Toros y Tiburones, ambos equipos lo suficientemente armados como para quedarse con la serie. Los de Chontales, dueños del mejor picheo de la liga al presentar una efectividad de 1.86, el único registro por debajo del 2.00 entre los 18 equipos participantes, llegan al desafío con el objetivo de sostenerse como el único líder del grupo B, en el que son seriamente amenazados por los Dantos, quienes ocupan el segundo lugar con un balance de 20-7 y están a un solo juego de empatarlos. A ese picheo tan exitoso, los Toros le suman una ofensiva que, si bien es cierto está distante de ser la mejor del campeonato, sabe resolver y aparecer en el momento oportuno. Esa ha sido una de las claves de la gran campaña que están viviendo los chontaleños.

Erasmo Reyes es uno de los mejores tiradores del campeonato. Archivo/END

Por su parte, los granadinos, cuya efectividad colectiva es de 3.64, buscarán desarticular a los lanzadores rivales con una ofensiva que ha dado pruebas de ser consistente y capaz de fajarse ante el más efectivo de los tiradores. Con un promedio conjunto de .288, el tercero más alto del campeonato, con la etiqueta de ser la segunda novena con más jonrones de la campaña al ligar 12 bambinazos, solo superada por los 36 de los Indios del Bóer,  y con el crédito de ser el cuarto equipo con más carreras impulsadas al registrar 135 remolques, únicamente por debajo de grandes clubes como el Bóer (219), los Dantos (151) y los Leones de León (139), los sultanecos intentarán darle vuelta a los pronósticos y arrebatarle la serie a unos Toros que han sido consistentes en su rendimiento. 

Indios a establecerse

El otro equipo más ganador del Pomares, el Bóer (21-7), tendrá una serie de nulo peligro para su pretensiones de consolidarse como líder de su grupo y de la tabla general de posiciones. La Tribu se medirá a los Cafeteros de Carazo, conjunto que ha ido de fracaso en fracaso en este 2018, tanto que recientemente renunciaron las principales figuras de su cuerpo técnico y que a estas alturas presenta un terrible récord de siete triunfos y 20 reveses.  

Con un picheo colectivo que presenta un promedio de carreras limpias permitidas de 3.38 y con una ofensiva que colectivamente batea para .250, los Cafeteros difícilmente podrán hacerle frente a un Bóer que a falta de un picheo seguro ofrece una ofensiva descomunal que es líder en average (.336), dobles (62), jonrones (36) y carreras impulsadas (219).