•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El rompimiento de las negociaciones para la segunda batalla entre Canelo Álvarez y Gennady Golovkin duró apenas 10 días, pues han confirmado a ESPN que esta semana volvió a la mesa de pláticas el pleito, al considerar que es el más jugoso para ambos, hablando en términos económicos.

Una fuente cercana a las charlas dijo que el lunes por la noche comenzaron a hablar de nuevo, con el estira y afloja en las negociaciones. Ya se sabe que Golden Boy Promotions quiere mantener el acuerdo que había para la pelea del 5 de mayo pasado que se terminó cancelando, y que Golovkin y su equipo pretenden mejorar su porcentaje de ganancias para el esperado desempate.

“Bueno, las pláticas oficialmente se reanudaron el lunes por la noche”, dijo una fuente cercana, tras la charla sostenida por Eric Gómez de Golden Boy Promotions y Tom Loeffler de GGG Promotions, compañías encargadas de montar el evento en septiembre pasado.

Por ahora no se sabe si Golovkin llegó con una nueva propuesta o si Golden Boy Promotions fue quien volvió a la mesa con algo nuevo en la mesa, pero el hecho de que se hayan reunido significa que existen posibilidades aún de verles el próximo 15 de septiembre en Las Vegas.

Las discusiones para celebrar un nuevo combate, luego de la suspensión de Álvarez por ingestión de clembuterol, quedaron rotas luego de que el equipo de Golovkin presentara nuevas exigencias a la promotora, que insistía en que se mantuviesen los términos del primer acuerdo. Se especula que en el trato para la cancelada pelea del 5 de mayo, Álvarez habría recibido el 65 por ciento de los ingresos contra 35 para Golovkin.

GGG  espera más ganacias

Luego de la cancelación, Golovkin hizo una pelea en la fecha originalmente acordada, pero en Carson, California, ante Vanes Martirosyan, a quien noqueó en dos asaltos.

Canelo Álvarez ya le cumplió a Golovkin al haberse enrolado en el sistema de pruebas aleatorio de la Agencia Voluntaria Antidopaje y resultó que tiempo después el kazajo volvió a las negociaciones con otras peticiones, ahora de tipo económico, que el pasado 25 de mayo rompieron las negociaciones.

De acuerdo con Golden Boy Promotions, en charla con ESPN, dijeron que esperaban tener al próximo rival de Canelo Álvarez para el 15 de junio, pues querían tres meses para poder promover de manera ideal su regreso al ensogado, y de esta manera quedan aún días para cerrar el segundo pleito con Golovkin.

De cualquier manera, Golden Boy dijo que iban a negociar con otros peleadores de la división, incluidos Billy Joe Saunders, Daniel Jacobs, Jermall Charlo, David Lemieux y Gary O’Sullivan, estos dos últimos también de las filas de Golden Boy como Canelo Álvarez.