•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El peleador con menos recursos, velocidad, técnica, pegada, pero con mayor empuje y determinación se quedó con el botín la tarde del viernes en el gimnasio Nicarao. David “El Costeño” Bency (13-9-1, 4 nocauts)  protagonizó una de las sorpresas más importantes en el pugilismo nacional, al imponerse al “Zurdo” Winston Campos (30-5-5, 18 nocauts) por decisión dividida (77-75, 77-75, 73-79) en la velada que organizó la promotora Nica Boxing.

¿Por qué ganó Bency? El triunfo de “El Costeño” se basó en adueñarse de la iniciativa, tiró golpes como locomotora, y aprovechó las facilidades que Campos le permitió al cometer el garrafal error de pelear en corto, teniendo mayores recursos para realizar un combate a la media o larga distancia, esperando las embestidas de su oponente y contragolpeándolo con inteligencia.

No obstante, Campos se metió en el terreno que más le gusta a Bency, el del choque, ese que le permite conectar sus disparos en corto, sin importarle la cantidad de golpes que pueda recibir a cambio de eso. El Campos del viernes no es más que la evidencia de un peleador que está sumergido en una crisis severa boxísticamente. Previo a este duelo, culpó a Wilmer Hernández por su derrota ante Josh Taylor en Glasgow, ahora cambió de entrenador, siendo dirigido por Manuel “El Chino” Gutiérrez y ante un peleador sumamente limitado como Bency volvió a mostrar las mismas carencias.

Campos no define qué tipo de peleador quiere ser. Un día es un peleador que va al frente, luce rápido, pasa muchos golpes, contragolpea con maestría, pero al otro es un boxeador que pelea en reversa, y en ocasiones se amarra las manos, permitiendo demasiado castigo. Esta derrota ahora alarga la posibilidad de buscar un combate importante en el extranjero, contrario a Bency que oxigenó su carrera y puede aspirar a un pleito interesante contra un rival de calidad.

Más resultados 

En el combate semiestelar, Limber Ramírez derrotó a Bryan Mairena por decisión dividida, en una pelea que se pactó en 121 libras a 6 asaltos. Cabe señalar, que Mairena es un 118 libras, y a pesar de la desventaja en cuanto al peso, hizo una presentación agradable, incluso en un asalto puso en malas condiciones a Ramírez.

Por otra parte, Moisés Mojica derrotó a Herald Molina por decisión dividida. Jerson Larios noqueó a Juan González en el primer asalto. Kevin Traña vapuleó a Hernán Martínez en dos vueltas. Carlos Carballo no tuvo misericordia, despachándose a Alexander Turcios en solo un episodio.