•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cualquiera que ve a Everth Cabrera bateando con el ritmo tan impresionante con el que lo está haciendo en el beisbol mexicano con los Leones de Yucatán, difícilmente sospecharía que ese mismo hombre es un sobreviviente de adicciones a sustancias que a poco estuvieron de acabar con su carrera como beisbolista profesional. Distante al personaje amenazado por la fatalidad y propenso al declive en cualquier instante, este Cabrera modelo 2018, con su físico renovado y su estado emocional restaurado, se ha convertido en figura del beisbol azteca, tanto que fue incidente en el título conquistado por su equipo semanas atrás y actualmente es el segundo mejor bateador de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB), considerada de nivel Triple A, con un promedio de 460 puntos.   

Desde que el segundo campeonato de los dos en los que se divide la LMB se puso en marcha el pasado 3 de julio, Cabrera, quien en esa jornada inaugural bateó de 4-3 con dos carreras anotadas y una empujada, lanzó una clara advertencia de lo que estaba dispuesto a hacer en esta primera etapa. Fue así, con ese violento arranque, que el nandaimeño comenzó una racha de cinco juegos consecutivos conectando de imparable y actualmente se jacta de haber conseguido, al menos, un cañonazo en 10 de los 12 juegos que ha disputado con los Leones de Yucatán, equipo que con un balance de siete victorias y cinco derrotas ocupa el segundo lugar de la zona sur.  

 Distante al personaje amenazado por la fatalidad y propenso al declive en cualquier instante. Archivo\END

Entre los mejores

Asimismo, el exjugador de los Padres de San Diego y de los Orioles de Baltimore, presenta nueve partidos multihits, sumando entre ellos cinco de dos imparables y cuatro de tres incogibles. Entre sus cañonazos no hay triples ni cuadrangulares, pero sí tres dobletes. En total, Cabrera suma 23 cohetes en 50 turnos al bate, por lo que batea para 460 puntos, promedio únicamente superado por el average de .500 que ostenta Asael Sánchez y por encima de los 438 puntos de Erick Rodríguez. 

Con sus 23 imparables, Everth es el líder de ese departamento en toda la Liga Mexicana, además ocupa el quinto puesto entre los peloteros con más carreras anotadas al sumar 11 anotaciones y su porcentaje sobre las bases de .509 es el cuarto mejor de todo el campeonato. De tal forma que de acuerdo a estas estadísticas que grafican de la mejor manera posible sus actuación con los Leones de Yucatán,  Cabrera está imparable en el beisbol mexicano. 

 Everth es el líder de ese departamento en toda la Liga Mexicana. Archivo\END

Elmer sobre .300

No está haciendo tanto bullicio como Everth, pero Elmer Reyes es dueño de una consistencia ofensiva verdaderamente admirable. Como parador en corto de los Olmecas de Tabasco en un total de 11 encuentros, el leonés presenta un promedio ofensivo de .320 puntos gracias a 16 incogibles en cincuenta apariciones legales en el cajón de bateo. Desde el primer campeonato, en el que promedió .363, Elmer se ha caracterizado por ser un bateador consistente y lo está demostrando nuevamente. Reyes suma entre sus incogibles cinco dobletes y un jonrón, y en sus estadísticas cuenta con nueve carreras anotadas y cuatro empujadas. 

Por su parte, Carlos Téller, relevista de los Bravos de León, ha trabajado tres innings completos en seis desafíos, presentando una efectividad de 0.00. En este corto recorrido el pícher nicaragüense permite cuatro hits, otorga dos bases por bolas, poncha a tres rivales y los equipos le batean para .308.