•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Melvin López tuvo un debut colosal en Kissimmee, Florida. En su primer combate en Estados Unidos, el prospecto invicto noqueó al mexicano Jonathan Lecona en dos asaltos la noche del sábado. Lo tumbó en el primer round y le repitió la dosis en el segundo para que el tercer hombre del ring interviniese otorgándole misericordia al azteca.

De la mano del entrenador cubano Osmiri “El Moro” Fernández, “Melo” mostró velocidad, empuje, y determinación, eso que el “Moro” llama “alma de guerrero” para terminar al rival cuando ya lo tiene al borde del precipicio. López sumó su triunfo número 15 (10 nocauts) en el boxeo profesional y desde ya se prepara para regresar al ring lo más pronto posible. 

“No quiero descuidarme porque pretendo regresar al ring a finales de agosto”, dijo López. “El trabajo que he hecho con don ‘Moro’, ha sido bueno, me sentí más rápido, físicamente fuerte, y técnicamente mucho mejor en el combate, eso sí, sin dejar la pegada de un lado que es una de las características más importantes que tengo como peleador. Hice un buen papel en mi primera presentación en Estados Unidos”, señaló.

López tiene dos meses de estar residiendo en Miami, Florida, con el fin de proyectar su carrera en ese país. Actualmente es el campeón mundial juvenil 118 libras del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).