•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

¿Alguien realmente esperaba que el Diriangén remontara el adverso 4-0 del partido de ida? Después de aquel precipitoso revés, la prioridad del conjunto pinolero en la Liga Concacaf cambió, la misión de anoche en el estadio Agustín “Muquita” Sánchez, de Panamá, era evitar una mayor humillación ante el anfitrión Club Deportivo Universitario, que dejó sellado su pase a los cuartos de final la semana pasada y todavía tuvo tiempo para rematar la eliminatoria con el 3-1 de este martes (7-1 global).

El timonel de los Caciques, Mauricio Cruz, realizó solamente tres variantes en su once inicial respecto a la formación titular del juego de ida. Ayer, Abner Acuña relegó a Erlyn Ruiz en zona de ataque, Henry Niño ocupó la posición de contención en lugar de Pedro Dos Santos y se situó al lado de Jason Coronel; Melvin Hernández y Erick Téllez fueron la dupla de centrales, mientras que el arquero Brandon Mayorga, de destacado rendimiento en el pasado torneo de Clausura de la Liga Primera, le ganó la titularidad a Lester Acevedo.

Las variantes de Cruz fueron un indicador claro de que su objetivo era evitar otra goleada. Pero el conjunto panameño mostró su superioridad futbolística y musculatura ofensiva, tan pronto como a los cinco minutos, el responsable de inaugurar el marcador fue Óscar Villarreal, autor de un gol y una asistencia en el juego de ida.

El atacante canalero recibió un pase desde el medio campo de Josiel Núñez, se frenó en el borde del área ante la marca de Mario Dávila y antes de que este intentara arrebatarle el esférico, sacó un disparo bombeado al poste contrario de donde se ubicaba Acevedo, cuyo esfuerzo por despejar la redonda fue en vano.

Cereza en el pastel

Después de contener la ofensiva del CD Universitario durante 25 minutos, una inocentada del guardameta Acevedo, quien embolsó el balón dentro del área tras un pase rasante del central Téllez ante la presión de Sergio Moreno, provocó un tiro libre indirecto, que el propio Villarreal transformó en gol (30’), con un disparo sutil que pasó en medio de la barrera diriambina y lejos del alcance del portero cacique.

La oportunidad más clara que tuvo el Diriangén para descontar, ocurrió al 36’, cuando Jorge García pisó el área con balón dominado y sacó un disparo envenado, pero el guardameta Vladimir Vargas ganó la partida enviándolo a tiro de esquina. 

El club canalero tramitó el segundo tiempo dándose un paseo, ante un Diriangén carente de ideas y pulmones, para hacerle frente a los locales. En cambio, el CD Universitario firmó otra goleada con el tanto de Sergio Moreno (77’), autor de dos anotaciones ante el equipo nica en el juego de ida.

Erlyn Ruiz, quien ingresó en el segundo tiempo, descontó por los Caciques al 86’. Dos partidos, siete goles en contra, uno a favor y dejando la imagen de ser un conjunto tierno para este tipo de torneos, así se resume la fugaz presentación del club diriambino en la Liga Concacaf.

Esta noche, el Walter Ferretti querrá darle vuelta a la eliminatoria que favorece al Club Franciscain de Martinica 1-0, por el pase a los cuartos de final de la Liga Concacaf.