•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Dennis Martínez, el ex lanzador nicaragüense de grandes ligas, afirmó este martes que en el Estadio Nacional de Beisbol “no debe haber restricciones de entrada de ninguna índole, salvo las que sean necesarias para garantizar la seguridad”.

Martínez respondió así cuando El Nuevo Diario le consultó sobre el caso de dos cronistas deportivos, Yader Valle y Miguel Mendoza, a quienes les prohibieron la entrada al estadio por haber expresado críticas hacia al Gobierno.

 Chocolatito, ¿de héroe a villano?

“Los cronistas deportivos tienen el derecho de entrar al estadio porque son los encargados de narrarle al pueblo las jugadas de algún partido o los detalles previos o posteriores de cualquier evento que se realice dentro de la instalación, que es su escenario de trabajo. El estadio nacional es una infraestructura deportiva de todo el pueblo”, declaró Dennis Martínez, cuyo nombre lleva ese centro deportivo.

Dennis Martínez.

En mayo pasado, el exbeisbolista profesional lamentó públicamente “que el estadio nacional que lleva mi nombre se esté ocupando para fines de violencia, afectando a mis hermanos nicaragüenses”.

“Soy de los que creen que todas las personas pueden manifestar libremente lo que piensan. Es un derecho de todo individuo dar su punto de vista, ya sea a favor o en contra de las situaciones que ocurren en el país. No creo que por esto deban sufrir penalidades como esta”, manifestó Martínez refiriéndose a la prohibición de que dos cronistas entren al estadio nacional, emitida por la administración de ese centro público.

 Miguel Mendoza, segundo cronista vetado para entrar al estadio nacional

“No está bien que a los periodistas se les esté privando de hacer su trabajo que es informar al pueblo”, manifestó el primer latino en lanzar un juego perfecto en Grandes Ligas.

“El estadio lleva mi nombre, pero mi nombre debe permanecer desvinculado de todo lo que se haga dentro de la infraestructura en medio de este contexto actual”, señaló Dennis Martínez.

Estadio Nacional de Beisbol,

El Estadio Nacional Dennis Martínez fue construido con una donación del Gobierno de la República de Taiwán e inaugurado en octubre del 2017.

La primerísima se pronuncia

William Grigsby Vado, director general de radio La Primerísima, donde labora Miguel Mendoza, manifestó que con la prohibición “se está coartando la libertad de trabajo de Miguel y Yader (Valle)”.

“No conozco a Valle, pero a Miguel sí lo conozco muy bien. No comparto sus enfoques ni criterios políticos, pero lo respeto. Respeto su forma de pensar, pero no estoy en nada de acuerdo con lo que él ventila ni la manera de cómo lo hace”, dijo Grigsby en el programa A los cuatro vientos.

Mendoza recibió una carta de la administración del estadio en que le informan que tiene prohibida la entrada a ese centro, con el argumento de que ha lanzado “noticias falsas e infundadas acusaciones contra el personal y las instalaciones del Estadio Dennis Martínez, promoviendo serias y peligrosas afectaciones a los trabajadores e instalaciones de este”.

“Si verdaderamente Miguel es culpable de lo que la carta dice, que entablen una demanda penal en los juzgados y que ahí se ventile (el caso), que lo acusen, que se defienda y que aquellos prueben si es cierto o no es cierto. Los tribunales son los llamados a ventilar esa disputa, pero no pueden tomar una decisión sobre la base de su propia opinión sobre lo que Miguel decía”, sostuvo Grigsby.

 Adonis, al Salón

“Miguel no es el responsable de lo ocurrido (en el estadio), él reflejaba su opinión sobre los hechos, equivocada o no, excesiva o no, pero es su opinión. Yo defiendo el derecho a expresar lo que vos pensés donde quiera que sea, siempre y cuando sea con respeto a los demás”, declaró Grigsby.

Tirsa Sáenz, jefa de prensa de La Primerísima y también cronista deportiva, afirmó estar “en contra de que a alguien se le prive de su derecho a trabajar, porque es trabajo de Miguel Mendoza llegar a transmitir al estadio nacional”.

Miguel Mendoza.

“Además, me parece que es un error declarar ‘non grata’ a una persona en una instalación que es pública y no privada”, enfatizó Sáenz.

Agregó que “no es verdad que por las opiniones de Miguel, las cuales no comparto, se hayan suspendido los eventos programados en el estadio nacional; los eventos se suspendieron por las circunstancias del país y no por la opinión de una persona; no estoy de acuerdo con esto, ni en el caso de Miguel ni en el caso de Yader Valle”.

El cronista deportivo y concejal de la Alcaldía de Managua por el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Agustín Cedeño, declaró a Trinchera de la Noticia que lo hecho a Mendoza y Valle es “condenable desde todo punto de vista, pues el Estadio Nacional Dennis Martínez es de todos los nicaragüenses. No es posible que se les niegue la entrada a cronistas deportivos que van a ejercer su trabajo. En términos beisboleros es un foul de quienes enviaron la carta, pues, por exponer una crítica no pueden negarte tu derecho al trabajo”.