•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

No podía ser más interesante la lucha final por el liderato de bateo en la que Wuilliams Vásquez de Bóer y Ofilio Castro de los Dantos, se encuentran en una carrera cerrada con la sensación de que todo puede pasar a falta de una jornada para definir a los equipos que avanzarán a la semifinal, en el Campeonato Nacional de Béisbol, German Pomares.
Lo de Vásquez y Ofilio reclama atención aparte de lo que hagan sus equipos, colocados a las puertas de la clasificación a la siguiente etapa.

Vásquez entra a la jornada de hoy con promedio de .425 puntos, a su sombra se encuentra Ofilio con .416 de promedio.

“De verdad que es una competencia muy dura la que estamos protagonizando Ofilio (Castro) y yo. Pero la verdad no estoy enfocado en el título de bateo, me interesa más ayudare al equipo a avanzar a la siguiente ronda y llegar a la final”, explicó Vásquez.

El rival

Sobre su rival en la lucha por el título de bateo, Vásquez no tiene más que buenos deseos para Ofilio a quien considera un gran bateador.

“Ofilio es un bateador que se caracteriza por su buen contacto, batea muy bien a la banda contraria, tiene mucha experiencia, es uno de los mejores que he visto en Nicaragua, tiene la experiencia de jugar en Ligas Menores y Ligas Independientes, eso es un factor importante. La verdad que sea lo que Dios quiere, si el título de bateo es para Ofilio o para mí”, afirmó Vásquez.

El artillero de la tropa capitalina cerrará la temporada enfrentando al complicado picheo de la Costa Caribe, mientras que Ofilio se medirá a los brazos del conjunto de Rivas. Para ambos la misión es difícil tomando en cuenta que sus rivales están metidos de lleno en la lucha por la clasificación.

“Es natural que mientras la liga vaya caminando el picheo se ponga más difícil. Al Bóer le han tocado series duras en la que los lanzadores se esmeran por tirarnos bien”, comentó el artillero del Bóer.

 “Ahorita tengo tres lesiones encima, estoy mal de la rodilla, estoy afectado del talón y de los oblicuos, la semana pasada me sacaron de varios partidos porque la molestia era muy fuerte, pero la idea es no bajar la guardia y seguir en la lucha”, apuntó.