•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El toletero de los Medias Rojas, J. D. Martínez, llegó a septiembre como el número 1 o 2 en promedio, jonrones y empujadas, lo cual tiene al miamense de familia cubana en posición de optar por una “verdadera” Triple Corona de bateo. El último jugador en liderar ambas ligas en cada una de las tres categorías en una misma temporada fue Mickey Mantle, quien bateó .353 con 52 cuadrangulares y 130 impulsadas por los Yankees en 1956.

De hecho, Martínez podría convertirse en apenas el sexto bateador en lograr una Triple Corona de ambas ligas desde que se fundó la Liga Americana en 1901. Es una corta lista de leyendas que cuenta con los Salón de la Fama Mantle, Ted Williams (1942), Lou Gehrig (1934), Rogers Hornsby (1925) y Ty Cobb (1909).

Después de empujar cuatro carreras por los Medias Rojas el domingo pasado, Martínez lleva 121 remolcadas, líder por mucho en las Grandes Ligas. Sus 40 jonrones lo colocan en el segundo lugar en ese sentido, detrás de Khris Davis (41). Y su promedio de .331 es el segundo mejor de las Mayores, detrás de su compañero de equipo Mookie Betts (342).

Pocos casos

Hasta una Triple Corona de una sola liga es bastante rara. Ha ocurrido apenas 16 veces, y 12 desde que las carreras empujadas se convirtieron en una estadística oficial en 1920.

Antes de que el venezolano Miguel Cabrera rompiera una sequía de 45 años sin una Triple Corona de la Americana en el 2012, Carl Yastrzemski era el último en hacerlo por los Medias Rojas de 1967. Ahora, más de 50 años después, Martínez trata de unirse al exclusivo club.