• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Todo fue una ilusión, o por lo menos eso es lo demostró ayer la selección nacional de futbol de Nicaragua, luego de caer ante Haití 2-0 en el tercer partido de Liga de Naciones de la Concacaf en su regreso al estadio nacional de futbol, donde la Azul y Blanco se jugaba el pase a la Liga A de la competencia, pero se encontró a un equipo de Haití superior en todo, que redujo totalmente a la escuadra pinolera.

Los haitianos demostraron sus ganas de triunfo desde el inicio del partido, cuando en el minuto 2 una escapada de los caribeños permitió que Bryan Alceus le ganara la espalda a la defensa nica y quedara de frente a la portería de Justo Lorente, pero su disparo se fue a un lado de la portería. Los pinoleros todavía no se asentaban en el terreno de juego cuando Haití volvió pisar el área chica nicaragüense por medio de Duckens Nazon, quien se quitó a la defensa y disparó, sin marca, de frente a Justo Lorente, pero su tiro se fue a un lado del marco.

Duarte: “No creo que la inactividad afecte a los legionarios”

Los antillanos sabían que el gol estaba muy cerca y no dejaron de atacar, la recompensa llegó al minuto 12 cuando Luis Manuel Galeano, con un mal despeje le entregó el balón a Makael Canteve quien, de frente a la portería, disparó para anota y abrir el marcador a favor de Haití. Dos minutos más tarde, Haití se quedaría con un hombre menos, luego que Wilde-Donald Guerrier agrediera a Jaime Moreno, tras un tiro libre y el árbitro sin dudarlo le mostrara la tarjeta roja.

La ausencia de un jugador en las filas haitianas no se notó en lo más mínimo en el terreno de juego, ya que los caribeños no cesaron en su ataque y al minuto 24, Derrick Etienne Jr., con un disparo obligó a que Justo Lorente se esforzara al máximo para tapar el tiro.

Estelí y Diriangén empatan 0-0 en un clásico de poco futbol

Segunda estocada

Nicaragua no jugaba a nada y se limitaba a pases largos sin poder conectar con los delanteros, bien cubiertos por los defensores haitianos, que en ningún momento dieron un milímetro de tregua para que los pinoleros pisara el área rival. Los despistes en el mediocampo volvieron a pasarle factura a la Azul y Blanco y al minuto 30, una jugada colectiva entre Derrick Etienne Jr. y Duckens Nazon terminó en un buen centro de Nazon que Etienne Jr. de cabeza colocó entre las redes nicas para enterrar las aspiraciones nacionales de triunfo.

La mala fortuna castigó a los pinoleros, que un minuto después del segundo gol haitiano, el técnico Henry Duarte se vio obligado a cambiar al capitán Juan Barrera, quien un día antes había sentido una molestia, pero decidió iniciar en el encuentro. Carlos Chavarría entró por Barrera pero tampoco pudo hacer la diferencia.

Selección sub-20 se mide a Granada en duelo de trámite

El primer tiempo llegó a su fin, con Nicaragua devastada por la falta de futbol y la entrega haitiana. Ya en la segunda mitad, Duarte siguió experimentando y metió al campo a Brandon Ayerdis por Jonathan Moncada. Ayerdis le dio más dinamismo al juego nica que en la segunda mitad se vio más volcado al ataque, pero la defensa caribeña no dio tregua y frenó con ímpetu cualquier intento de ataque pinolero. El final del partido estuvo marcado por el roce y un conato de pelea al minuto 75. El encuentro llegó a su final y Haití completó su venganza con creces: Nicaragua se complica en su pase a Liga A y los isleños logran clasificarse a Copa Oro.

Tras el resultado de ayer, Nicaragua descendió dos puestos en la tabla de posiciones de la Liga de Naciones, pasando del séptimo al noveno, con seis puntos producto de dos victorias y una derrota, con ocho goles a favor y dos en contra, para una diferencia de +6. Cabe recordar que clasifican a Copa Oro los primeros 10 puestos de la tabla de posiciones y a Liga A, los primeros seis. A la Azul y Blanco todavía le resta un encuentro en Liga de Naciones ante Barbados en marzo del próximo año.