• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

No podemos perder de vista a James Harden, el fenomenal jugador de los Rockets de Houston que estremece cada noche que entra en acción, los cimientos de la NBA. Lo que él es capaz de hacer, supera ampliamente el interés que pueda provocar el equipo empujado también por Clint Capela y Chris Paul ─ausentes en la derrota por paliza 121-93 ante los Sixers de Filadelfia─, con el esfuerzo agregado de Eric Gordon.

Una vez más, el rendimiento de Harden luciendo imparable y marcando 37 puntos, estuvo más allá del resultado adverso de los Rockets, que comparten liderato con los Spurs de San Antonio en una de las tres zonas de la Conferencia del Oeste. Harden extendió a 20 su racha de juego con 30 o más puntos, abrazándose con la cuarta cifra más grande de Wilt Chamberlain en su fantasiosa trayectoria. Por supuesto que la racha de 65 lograda por Chamberlain en la temporada 61-62, parece estar fuera del alcance de cualquier mortal.

¿Otra vez más valioso?

Hay algo más de gran significado en las pretensiones de Harden este año, y es aproximarse al mejor promedio anotador de Michael Jordan con los majestuosos Bulls de Chicago, que es de 37.6 durante la temporada del 86-87, muy distante del máximo, en poder de Chamberlain naturalmente, con un asombroso 50.4 en su monumental actuación registrada en el 61-62. Chamberlain debutó con los Warriors de Filadelfia en el 59-60, precisamente con el promedio de 37.6 que fue lo máximo de Jordan…

¿Será capaz Harden, con promedio actual de 35.7 puntos, de atacar esa cifra? Sin duda, se trata de un reto muy grande en estos tiempos de mayúscula exigencia, considerando que faltan 36 juegos para el salto a los Play Offs… El accionar demoledor del “as” de los Rockets, persiguiendo con desesperación comportamientos de Chamberlain y Jordan, lo instala en pantalla como uno de los más fuertes candidatos al título de Más Valioso, que consiguió en la última temporada.

Warriors encendidos

Estimulados por la incorporación de DeMarcus Coussins fortaleciendo el centro del ataque y las recuperaciones en los tableros y, sobre todo, por el cañoneo largo de Klay Thompson quien aportó 44 puntos, con una racha de 10 triples, más la presencia de Curry, Durant y Green, los Warriors de Golden State registraron su octavo triunfo seguido, doblegando 130-111 a los jóvenes Lakers, que siguen fajándose sin LeBron James…

El esloveno Luca Doncic, convertido en figura de los Mavericks de Dallas, se estableció como el jugador con menos edad, que ha logrado un triple doble en la NBA, con 18 puntos, 11 rebotes y 10 asistencias, a los 19 años y 317 días, dejando atrás a Markelle Fultz de los Sixers, quien lo hizo en el 2018 durante su paso fugaz de 33 partidos en dos temporadas; a Lonzo Ball de los Lakers en el 2017, y también a LeBron James, quien en el 2005 con los Cavaliers, tenía 20 años y 20 días.