Edgard Tijerino
  •  |
  •  |

El pitcher del futuro, está aquí. David Price de los Rays, podría ser el nuevo Bob Gibson. Sólo el paso del tiempo nos permitirá comprobar si con 24 años, 6 pies 6 pulgadas, el joven tirador de rayos láser, se convierte en un pitcher tan grandioso como aquel estelar de los Cardenales que dejó huellas imperecederas.
Price, que el año pasado en la postemporada mostró su exuberante potencial, no fue precipitado pese a su impresionante “indenti-kit”. Se decidió que iniciará la temporada en Triple A, pero con Scott Kazmir lesionado, fue incluido en la rotación.
En su debut frente a los Indios el 25 de mayo, pese a ponchar a seis en tres entradas y un tercio, permitió dos carreras limpias consecuencia de cuatro hits, entre ellos, jonrón de Ryan Garko, cediendo cinco bases. Ese descontrol, provocó preocupación, pero ayer trabajando cinco innings dos tercios frente a los Gemelos, sólo otorgó dos boletos, y luciendo como Gibson, ponchó a once mientras permitía cinco hits que produjeron una carrera limpia. Los Rays se impusieron 5 por 2, en lo que fue el primer triunfo del poderoso zurdo.
Esa frecuencia de dos ponches por innings, es eriza-pelos. Se cree que Price, necesitado todavía de ajustes como todo prospecto, está listo para reclamar un puesto estable en la rotación, y quizás, ser el arma que ayudará al resurgimiento de los Rays.
En Toronto, continuando su reacción a un bajón de voltaje, los Azulejos volvieron a vencer a los Medias Rojas 5 por 3 con el octavo jonrón de Adam Lind, atacando al abridor y perdedor Brad Penny, disparándole 10 cohetes. El relevista de Boston, Ramón Ramírez, naufragó con el juego equilibrado 3-3, permitiendo dos carreras en apenas dos tercios.
La batalla en el Este de la Liga Americana rechaza todo intento de predicción. Los Yanquis, venciendo a los Indios con jonrones de Jorge Posada y Nick Swisher, han conseguido juego y medio de ventajas sobre Toronto y Boston, en tanto los Rays se encuentran a cinco y medio, cuando estamos por entrar al tercer mes de actividad y hay muchos kilómetros que recorrer. El único equipo que se ve sin posibilidades en esta zona, es Baltimore.
Víctimas del pitcheo de Ryan Dempster y el bateo combinado de Milton Bradley y Reed Johnson, los Cachorros liquidaron 7-0 a los Dodgers, mientras los Mets caían 7-3 frente a los Marlins, que se apoyaron en el trabajo monticular de Josh Johnson (4-1) y el fluido bateo de Jeremy Hermida, empujador de cuatro carreras.
Atención Adrián González, líder jonronero de la Liga Nacional con 18. Esos pasos que retumban, son los del “Monstruo” Ryan Howard, quien conectó sus jonrones 13 y 14 contra el pitcheo de Washington, proyectándose como temible retador.
En la Liga Americana, Carlos Peña de Tampa es líder con 16, perseguido por Mark Teixeira con 15, y Jason Bay que conecta 14, igual que Justin Morneau. Pero la cifra ofensiva más grande de las mayores, son las 54 empujadas de Evan Longoria. ¿Será capaz de superar la barrera de las 150? Es muy temprano para especular sobre eso.

dplay@ibw.com.ni