•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Números en mano, el aporte en ataque y defensa de Elmer Reyes a los Olmecas de Tabasco en 21 juegos no admite discusión, por lo que su permanencia en la organización se daba por hecho para el resto de la temporada de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB); sin embargo, un “comportamiento de indisciplina” del pelotero leonés no fue tolerado por los altos mandos del equipo y este miércoles, por medio de un comunicado hecho público en redes sociales, anunciaron su baja del club.

“La directiva del Club de Baseball Olmecas de Tabasco hace oficial la salida del equipo del jugador nicaragüense Elmer Reyes, luego de haber participado en las siete primeras series de la campaña 2019 de la LMB. Tanto la presidencia del club y el cuerpo técnico acordaron separar del roster al campo corto, debido a un comportamiento de indisciplina por parte del jugador”, cita el comunicado, sin proporcionar ningún detalle.  

Versión extraoficial

El cronista deportivo mexicano Roberto Espinoza escribió en su cuenta oficial de Twitter que “la noche del lunes, en el aeropuerto de Monterrey, el pelotero nicaragüense Elmer Reyes tuvo un fuerte reclamo contra el presidente de los Olmecas de Tabasco, Juan Carlos Manzur, y eso provocó su salida del equipo. Quien lo vio actuar, me comenta que Reyes perdió los cabales y todo fue por un depósito que Olmecas sí realizó, pero que el banco extranjero del nicaragüense no se había hecho efectivo”.

En el comunicado, Manzur explicó que “nadie pone en tela de juicio que Reyes es un buen jugador, pero no podemos tolerar actitudes como las que el pelotero venía ejerciendo en las últimas fechas. Hemos procurado un cambio de imagen en la organización y los cambios deben ser de fondo para que esto camine, así que la relación debe ser de respeto entre los jugadores, cuerpo técnico y directivos”. 

Números excelentes

Al momento de ser puesto “out” del equipo, Elmer Reyes presentaba un promedio ofensivo de 345 puntos, el cuarto mejor registro de todo el equipo. Además, era sublíder del club en imparables conectados con 30, tercero en dobles con siete y también tercero en remolques con 15. A esto súmenle que era cuarto en carreras anotadas con 14 y sexto en slugging con un promedio de .483. Asimismo, era uno de dos peloteros que había disputado el total de 21 partidos de su equipo, lo que equivale a las siete series que se mencionan en el comunicado.

A la defensiva también exhibió un gran potencial, pues a lo largo de 161.2 episodios (19 juegos) como parador en corto y otros 17 (2 juegos) como segunda base, solo cometió dos errores y forjó un porcentaje de fildeo de .978.