• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

¡Qué locura amigos! Se han disparado 3,691 cuadrangulares en Las Mayores al momento de aplicarle pausa a esa furia, para hacerle espacio al Juego de Estrellas. “Estamos presenciando un derby de jonrones cada noche”, dice el escritor del Washington Post, David Sheinin, nada sorprendido por los 91 jonrones descargados con bola pasada en suma de todas las etapas por el joven de 20 años Vladimir Guerrero Jr. en un alarde de poder, durante el derby más llamativo de todos los que se han realizado, ganado en el duelo final por otro novato, Pete Alonso, con premio de un millón de dólares, el doble de su salario por la temporada.

”Algo raro está pasando con la pelota” han advertido seriamente preocupados, dos de los más grandes tiradores del beisbol, el derecho Justin Verlander y el zurdo Clayton Kershaw, mientras no queda piedra sobre piedra al ser derribadas las paredes en los jardines de los diferentes parques. Según el ritmo enloquecedor establecido hasta hoy por esta lluvia de granizo, se van a conectar 6,668 vuelacercas en esta campaña del 2019, lo que superaría por 563 el récord de 6,105 impuesto en el 2017.

Cody Bellinger de los Dodgers con 30 jonrones. AFP/END

A seguir sus huellas

Revisando cifras después de un promedio de 90 juegos por equipo, Christian Yelich de los Cerveceros, con 31 jonrones, Cody Bellinger de los Dodgers con 30 y Pete Alonso de los Mets con la misma cifra, son potenciales bateadores de 50 jonrones este año, en tanto, Mike Trout, quien ha conectado seis en los seis recientes juegos de los Angelinos en este mes de julio, ha dejado atrás a Edwin Encarnación y Gary Sánchez, llegando a 28, pisando el acelerador a fondo.

Hoy es show, no un duelo

Raramente, Trout, de 27 años, considerado casi sin discusión como el mejor pelotero del juego y excepcional bateador, solo ha registrado una campaña de 40 en sus 8 años previos de actividad y fueron los 41 del 2015. Trout abrió el 2019 sin jonrones en los 4 juegos de marzo, asomó sin apuro en abril conectando 6, continuó con 7 en mayo, 9 en junio y lleva 6 en julio. Necesita 22 jonrones para los 50, sin provocar tempestades en los 71 juegos pendientes de los Angelinos. Un ritmo prudente de 8 en agosto y 8 en septiembre, agregando 6 en lo que queda de julio. No se está esperando de él explosiones de 18 y 20 en un mes como Rudy York o Sammy Sosa.

Christian Yelich es el máximo jonronero de las Grandes Ligas este año. AFP/END

No es grupo, es pandilla

La Liga Nacional muestra a 21 bateadores de 20 o más jonrones y la Liga Americana a 12, para un total de 33, que podrían terminar con más de 30. “Ha sido sorprendente para nosotros los pícheres ser golpeados tan fuertemente. Nunca escuchamos decir que la bola había sido alterada para vuelos más largos”, dijo el “as” de Houston, Justin Verlander, abridor del Juego de Estrellas, sacudido por 26 jonrones en 126 entradas, pese a su balance de 10-4 y 2.98 en efectividad. El récord de vuelacercas en contra de Verlander es de 30, y es obvio que será superado fácilmente este año. Josh Bell de los Piratas, un asombroso empujador de 84 carreras y Hunter Renfroe de los Padres tienen 27 jonrones, con proyección viable hacia los 50, sin perder de vista a Mike Moustakas de los Cerveceros y el joven dominicano Franmil Reyes, con 25 en apenas su segunda temporada.

En la Liga Americana, detrás de Trout, se encuentran dos cañoneros del line-up yanqui: Edwin Encarnación con 25 y Gary Sánchez con 24. Para ambos el reto de los 50 es difícil, muy difícil. Lamentablemente Aaron Judge no estuvo de tiempo completo y Giancarlo Stanton está viendo los juegos por televisión. Ambos batearon más de 50 con otro tipo de bola.