• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Las dos victorias y el empate que la selección de Nicaragua ha conseguido sobre Cuba en la serie amistosa de cuatro encuentros que protagonizan ambos equipos y que terminará a favor de los nacionales sin importar lo que pase este miércoles en Rivas, en el cuarto duelo, impactan e ilusionan de cara a la participación en los Juegos Panamericanos, escenario en el que los nicas deberán demostrar si nuestro beisbol en realidad está alcanzando un mayor nivel.

Cuba sigue siendo ese titán del beisbol que desde el 2001 atormentó a Nicaragua con 20 derrotas seguidas y un solo empate en choques amistosos, y que vio frenado ese dominio de éxitos este viernes en un partido que terminó empatado a una carrera en León, para luego ver cómo su reputación se desboronaba al caer el sábado en Managua con marcador de 4-1 y luego el domingo en Matagalpa con pizarra de 4-3.

Las victorias ante la escuadra antillana tienen su repercusión y redoblan el ánimo en la tropa nica de cara al torneo de beisbol de los Juegos Panamericanos de Lima 2019, evento que ofrecerá un panorama más claro sobre el nivel que nuestro beisbol ha alcanzado. Pero lo hecho ante Cuba, ilusiona en gran medida.

“Cuba siempre ha demostrado que tiene material hasta para sacar cuatro selecciones. Tal vez ellos no están en su mejor momento, pero hay que ver que el picheo de Nicaragua se ha fajado. Hay que darle el mérito al equipo nacional. Cuba es el mejor conjunto amateur del mundo y eso tiene mucho peso”, detalló Julio Sánchez, mánager del equipo pinolero.

Las victorias ante la escuadra antillana tienen su repercusión y redoblan el ánimo en la tropa nica de cara al torneo de beisbol de los Juegos Panamericanos de Lima 2019. Archivo/END

“Hay que tomar en cuenta que muchos de nuestros peloteros han madurado, sobre todo nuestros bateadores, que han estado viendo buen picheo desde los Juegos Centroamericanos y del Caribe en Colombia, luego en el Prepanamericano de Brasil y después en la serie amistosa contra Puerto Rico”, comentó el timonel nacional.

En 2018, Cuba derrotó a Nicaragua 11-3 en la primera ronda del torneo de beisbol de los Juegos Centroamericanos y del Caribe en Barranquilla, Colombia, donde los antillanos fueron segundos y los pinoleros quintos.

Para llegar a Lima, Nicaragua debió ir al Prepanamericano en Brasil a inicios de año, donde se lograron victorias ante Brasil por 6-2, México por 14-2 y Canadá 14-2, con derrotas ante República Dominicana 9-3 y Colombia 5-4. Mientras que en marzo Nicaragua superó 2-1 en una seria amistosa a Puerto Rico.

Así que una cita con nivel Panamericano, es un mejor termómetro para constatar nuestro verdadero nivel de crecimiento. En Lima, Nicaragua estará a prueba en primera ronda ante Puerto Rico, República Dominicana y Perú.

“Hemos crecido”

“Nos sentimos muy contentos por cómo el equipo está funcionado y la preparación que está consiguiendo de cara a los Juegos Panamericanos, eso al final es lo más importante. En los últimos años nuestra preparación ha sido bien planificada con el campeonato Germán Pomares Ordóñez, porque lo mejor para una preparación de un equipo es estar viendo picheo y bateo. A todos nos gusta ganar, pero hay que entender que el verdadero reto está en los Panamericanos”, explicó Nemesio.

Para llegar a Lima, Nicaragua debió ir al Prepanamericano en Brasil a inicios de año. Archivo/END

“Yo he dicho siempre que hemos crecido, pero a veces hasta a nosotros mismos nos cuenta creer eso. En estos momentos nuestras selecciones están muy bien en los diferentes categorías. Lo que me alegra es ver que los muchachos van con una mentalidad positiva de que se le puede ganar a cualquiera, y eso solo te lo da la preparación y el nivel que poco a poco vas alcanzando”, apuntó el presidente de Feniba.

Se espera que Cuba mejore de forma significativa en Lima, con al menos nueve jugadores que se sumarán al plantel y que militan en diferentes ligas fuera de la isla. Los antillanos llegaron a Nicaragua con la carga de cuatro derrotas y una victoria en un tope amistoso ante equipos universitarios en Estados Unidos.

“El problema es que esta Cuba no te permite hacer una valoración tan buena cuando no tenés a mano el elemento consistente. Hay que esperar lo que pase en los Juegos Panamericanos para hacer un mejor diagnóstico sobre Nicaragua, aunque este torneo de Lima también se ha visto un poco devaluado, en comparación con antes, cuando se miraban a jugadores futuros Grandes Ligas”, valoró Edgard Tijerino, una voz autorizada para hablar de beisbol en Nicaragua.

El equipo nacional se ha visto muy bien y con posibilidades de ir a Lima a pelear medalla independientemente de como se ha visto Cuba. Archivo/END

“Este es el primer equipo de Cuba que yo he visto del que ninguno de sus bateadores alcanza en el line up nuestro. Pero en general el equipo nacional se ha visto muy bien y con posibilidades de ir a Lima a pelear medalla independientemente de como se ha visto Cuba. Este es el equipo cubano más débil que yo he visto en 50 años, aunque hay que esperar cómo cambia con estos elementos que no vinieron a Nicaragua y que sí estarán en Lima”, puntualizó el experimentado cronista deportivo.