• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

En su primera presentación tras ser llamado de Triple A la noche del viernes, Jonathan Loáisiga no fue categórico y hasta exhibió problemas de control. Sin embargo, dejó claro su carácter para los momentos de presión y su capacidad para resolver problemas que él mismo propició.

El nicaragüense apareció en escena en el sexto episodio, en relevo del abridor Domingo Germán y con el juego empatado a dos carreras, una igualdad que Jonathan puso en serio riesgo durante su estadía en el montículo.

Empezó su trabajo dándole base por bolas a Matt Olson, pero se reivindicó de inmediato ponchando a Mark Canha con una curva que se movía a 86 millas por hora.

Momento de presión

De pronto, el asunto se complicó. Seth Brown le conectó sencillo al bosque derecho y acto seguido golpeó a Jurickson Profar. Con las bases llenas y atravesando problemas de localización, el peligro se consideró mayúsculo, pese a que Loáisiga estaba lanzando con gran potencia. Una considerable cantidad de sus envíos viajó por encima de las 97 millas.

En medio de la complicación, el entrenador de picheo de los Yanquis, Larry Rothschild, entró a conversar con el nicaragüense. Tras el diálogo en la colina, la ecuación fue resuelta con éxito por Loáisiga.

Ponchó con una bola rápida (98 mph) de cuatro costuras a Sheldon Neuse, a quien tenía en conteo de tras lanzamientos malos y uno bueno antes de rematarlo con dos rectas humeantes. Luego necesitó de una sola curva para dominar en roletazo a las paradas cortas a Chris Hermann.

El nicaragüense apareció en escena en el sexto episodio. Archivo/END

Sus números

Tras su actuación de este domingo, en la que utilizó 27 lanzamientos, de los cuales 13 fueron strikes, Loáisiga mantiene su balance de una victoria y una derrota, y mejoró su efectividad de 5.12 a 4.87.

En siete apariciones este 2019, cuatro de las tales como relevista, Jonathan ha permitido 11 carreras limpias en 20.1 innings lanzados, a la vez que le conectan 19 hits, entre ellos cuatro jonrones, otorga 11 bases por bolas y poncha a 21 adversarios.

Asimismo, en tres relevos este mes de agosto con los Yanquis, Loáisiga lanza para 5.68, producto de cuatro anotaciones limpias en 6.1 entradas lanzadas, regala tres pasaportes y elimina por la vía de los strikes a ocho de sus rivales.

Jonathan Loáisiga tuvo actividad ayer, luego que los Yanquis decidieran ascenderlo desde Triple A la noche del pasado viernes, como un movimiento necesario tras haber enviado a la lista de lesionados al veterano zurdo C.C. Sabathia.