• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Más de un año después de su último turno con los Rojos de Cincinnati el 20 de julio del 2018, Alex Blandino, pelotero estadounidense de padre chontaleño, recibió este domingo la noticia de que su organización decidió incluirlo en un grupo de cinco peloteros ascendidos a Grandes Ligas, como parte de la ampliación de roster que es permitida una vez que se pone en marcha el mes de septiembre.

Blandino, que el año pasado se convirtió en el decimoquinto nicaragüense en arribar al mejor beisbol del mundo, se une a Jonathan Loáisiga, de los Yanquis de Nueva York, y a Cheslor Cuthbert, de los Reales de Kansas City, como los únicos nicaragüense activos en Las mayores, en una temporada en la que también han tenido actividad Juan Carlos Ramírez con los Angelinos de Los Ángeles y Erasmo Ramírez con los Medias Rojas de Boston.

A partir de este domingo, los equipos de MLB podían ampliar sus rosters de 25 a 40 jugadores, y los Rojos empezaron llamando desde Triple A a los lanzadores Matt Bowman, Tayler Mahle, Wandy Peralta y Sal Romano. Blandino fue el único bateador al que ascendieron en este primer grupo.

El pelotero de padre nicaragüense puede jugar en distintas posiciones. Archivo/END

Retorno tras una lesión

La última vez que a Alex Blandino se le vio jugar en Grandes Ligas fue el 20 de julio del 2018, cuando en un juego entre los Rojos y los Piratas tuvo una colisión en la segunda base con Max Moroff, y el impacto fue tal que necesitó someterse a una cirugía para reparar el ligamento colateral intermedio de su rodilla derecha.

La recuperación tardó tanto que no le permitió competir en el spring training, y fue hasta el pasado 3 de junio que volvió a jugar en un partido oficial, lo hizo con el Lousville Bats en la categoría Triple A.

Desde entonces y hasta el momento de su llamado a la Gran Carpa, el originario de Palo Alto, California, participó en 70 partidos en esa categoría, acumulando 59 imparables en 279 turnos oficiales al bate, para un promedio ofensivo de 247 puntos. De sus incogibles 13 fueron dobles, un triple y cinco jonrones.

Alex Blandino tiene más de un año de no jugar en Grandes Ligas. Archivo/END

Entre sus registros pueden contarse 36 carreras anotadas y 24 empujadas, además de 40 bases por bolas negociadas y 73 ponches recibidos. Apúntenle un promedio sobre las bases de .386 y un slugging .372.

Cifras en MLB

Después de un debut para el olvido el 10 de abril, cuando se fue de 3-0 con dos ponches ante el picheo de los Filis de Filadelfia, Alex Blandino, un utility capaz de jugar con solvencia casi todas las posiciones, se mantuvo en el equipo grande por más de tres meses, hasta el día de la lesión.

En ese recorrido participó en 69 partidos, en los que conectó 30 hits (4 dobles y un jonrón) en 128 visitas al plato, a la vez que anotó 14 carreras e impulsó otras ocho, recibió 13 pasaportes y se ponchó en 41 ocasiones. Al final su promedio ofensivo fue de .234 y su porcentaje sobre las bases terminó en .324.

Su primer imparable como ligamayorista lo consiguió hasta en su cuarto juego y el primer jonrón de su carrera lo pegó el primero de mayo ante Jacob Barnes, quien para entonces ofrecía sus servicios a los Cerveceros de Milwaukee.