• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

La Selección de Futbol de Nicaragua sufrió una de sus más grandes humillaciones en la era del director técnico Henry Duarte, al caer este domingo 6-0 ante Surinam, en su segundo compromiso en la Liga de Naciones B de Concacaf.

Nada está saliendo como se esperaba en esta competencia para la Azul y Blanco. La renovación de jugadores que implementó Duarte para encargar el torneo, no ha dado los resultados esperados, al registrar en sus dos primeros compromisos un empate y una derrota, ante equipos que se suponía estaban al alcance.

Para colmo, la escuadra nacional tuvo problemas para hacer el viaje, debiendo encarar el duelo contra Surinam con nada más 15 jugadores, lo que acentuó la atmósfera negativa en torno a Duarte y el equipo pinolero, cuestionado por el pobre desempeño en el empate a un gol contra San Vicente y las Granadinas, en su primer duelo en Liga de Naciones B.

Fue un partido para el olvido el de la Azul y Blanco este domingo. Ante Surinam los nacionales se mostraron carentes de fortaleza en todas sus líneas contra un rival que sin mostrar un extraordinario orden táctico, basó su triunfo en la fortaleza y rapidez de sus jugadores, sobre todo en el accionar de Gleofilo Vlijter autor de cuatro tantos en el partido.

Antes de que se cumplieran los primeros 15 minutos del encuentro, Nicaragua ya caía 3-0 víctima de dos goles marcados en un abrir y cerrar de ojos por Gleofilo Vlijter (9 y 11) y otro más de Donnegy Fer (13).

Sin la fuerza para reaccionar

La tropa pinolera se movía en el terreno como si cargara el peso de los goles, mientras Surinam insistía con la rapidez de sus jugadores, y antes de que terminara la primera mitad, Vlijter volvió a marcar esta vez en complicidad con el arquero pinolero Henry Maradiaga.

Henry Duarte es cuestionado por desempeño del equipo nacional. AFP/END

Para la segunda mitad del partido, Surinam cedió espacios lo que le permitió a la Azul y Blanco ensayar algunas llegadas, pero sin la contundencia necesaria para romper la red rival. Fue Surinam la que volvió a encontrar la ruta del gol, otra vez con el incontenible Vlijter (65), más otro tanto de Ivenzo Comvalius (85).

Tras sus dos primeros compromisos en la Liga de Naciones B, Nicaragua marcha en el tercer puesto en el grupo D, con un punto, por encima de nada más de Dominica que carga con dos derrotas. Surinam está al frente con dos éxitos y seis puntos, seguido por San Vicente y las Granadinas, que tiene un empate y una victoria, válidas para cuatro unidades.

El próximo compromiso de la Azul y Blanco en la Liga de Naciones B, tendrá lugar el 11 de octubre contra Dominica en el Estadio Nacional de Futbol en Managua.