• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

La posible salida del director técnico de la Selección de Futbol de Nicaragua, Henry Duarte, ha sido la noticia principal del balompié pinolero en los últimos días, y al respecto, Juan Barrera, el mayor referente al ataque de la escuadra nacional, señala que “no deberían cambiar al técnico”.

El empate a un gol contra San Vicente y las Granadinas y la posterior derrota por 6-0 de los nacionales ante Surinam son los resultados que pusieron en tela de duda la continuidad de Duarte al frente del combinado nicaragüense.

“Para mí no deberían cambiar al técnico, pero esa decisión no me compete y tampoco está en mis manos, sin embargo, es mi opinión y la de otros jugadores que no deben cambiarlo”, señaló Barrera.

El renombrado jugador apuntó hacia otros factores que podrían estar influyendo en el desempeño de la escuadra nacional al cuestionar: “¿Realmente le interesa a la Federación el crecimiento del futbol o el apoyo a la selección en este torneo (Liga de Naciones) tan importante?”.

Henry Duarte. Archivo/END

“La Federación de nosotros siempre ha sido mala, no nos trata a como se debería. Muchos jugadores para este partido (contra Surinam) llegamos un día antes, otros llegaron el mismo día del juego y solo viajamos 15 jugadores”, manifestó Barrera.

“Nos mandaron a un hotel que quedaba como a hora y media del estadio. Era un hotel muy malo. Hay cosas que de verdad te merman, no hubo la comodidad ni la logística suficiente”, señaló el emblemático jugador nacional.

El inicio de la polémica

Los cuestionamientos contra Duarte comenzaron desde la convocatoria que armó para encarar los dos primeros compromisos en la Liga de Nacionales B, por la ausencia de varios jugadores de más experiencia y que estuvieron en la Copa Oro. Estos señalamientos contra el director técnico tico se incrementaron tras las presentaciones contra San Vicente y las Granadinas, y después contra Surinam.

Juan Barrera. Archivo/END

“No soy director técnico para decidir quién estará en una selección, pero creo que el grupo que ha venido lo ha hecho muy bien, si es por nombre, hay un excelente equipo, comprendo que al periodismo y la afición solo le interesa el resultado, pero no ven las cosas más allá”, aportó Barrera.

En la Liga de Naciones B, la Azul y Blanco tiene pendiente dos juegos contra Dominica, el primero el 11 de octubre en Nicaragua y el segundo el 14 del mismo mes en Dominica. El 15 de noviembre la escuadra pinolera viajará a San Vicente y las Granadinas, y el 18 de ese mes recibirá a Surinam.

La Azul y Blanco debe apuntar a ganar todos sus compromisos pendientes en la Liga de Naciones B de la Concacaf, para optar a clasificar a la Liga A, y de paso conseguir el boleto a la Copa Oro del 2021.