•  |
  •  |
  • END

Con tres juegos de ventaja sobre los Yanquis en el Este de la Liga Americana, los Medias Rojas están pendientes de lo que pueda pasar con Roy Halladay. Si los de Nueva York consiguen al tirador derecho ganador de 10 juegos, así tengan que soltar a Joba Chamberlain, compactarán su pitcheo abridor y crecerán como amenaza. Con el retorno de Alex Rodríguez presentan un line-up muy agresivo, pero frente a la consistencia de Boston, pese al hundimiento de Matsuzaka y al adormecimiento que tuvo David Ortiz, el temor por otro naufragio yanqui es inevitable. Ojo con los Rays de Tampa que vienen de una primera mitad de temporada accidentada con un bullpen muy flojo, sin embargo, con suficiente material para resurgir, esperando que Scott Kazmir se levante.

Los Tigres con tres bateadores de 18 o más jonrones (Cabrera, Inge y Granderson), dos encima de 50 remolques, y Magglio Ordóñez esperando entrar en erupción, más Justin Verlander agigantado (10-4), con el soporte de Rick Porcello y Edwin Jackson, pueden mantener a distancia a los Medias Blancas y Gemelos…La ventaja de los Tigres de 3.5 y 4 juegos sobre sus perseguidores, puede ser borrada en cualquier fin de semana, aunque ellos están confiando en la recuperación del abridor Armando Galarraga y la solidez del rematador Fernando Rodney.

La batalla Ángeles-Rangers debe mantenerse humeante aún con los problemas musculares de Vladimir Guerrero, por la fortaleza de cinco bateadores de 300 (Rivera, Abreu, Figgins, Hunter –lastimado- y el crecido Izturis), más lo fuerte que está Kendry Morales. Consideren la importancia que ha conseguido el relevista Brian Fuentes (26 salvamentos) y la efectividad de Jered Weaver (10-3), mientras John Lackey recupera su forma. Eso sí, juego y medio de ventaja no es nada cuando te persigue un equipo de tanto poder ofensivo como Texas, que tiene en Nelson Cruz, Blalock y Kinsler a tres bateadores con 19 o más jonrones, en tanto Josh Hamilton entra en calor, Michael Young sigue incontrolable, y el manager Washington cuenta con tres abridores equilibrados: Millwood, Feldman y Padilla.