•  |
  •  |
  • END

Más allá de retadores temibles, factores adversos, circunstancias inesperadas, el zurdo venezolano Johan Santana puede seguir siendo considerado como el mejor pitcher del béisbol. Ayer ofreció otro de sus “recitales” frente a los Rockies de Colorado, trabajando siete ceros con sólo cuatro hits permitidos y ponchando a ocho.

Se impusieron los Mets 7x0 en el primero de un doble juego. Fue el triunfo 12 de Santana, por ocho reveses, la mitad de ellos con merecimientos para triunfar, sin incluir juegos sin decisión malogrados por un bullpen fatal. La brillantez de su 2.96 en efectividad nos indica que Santana a esta altura debería ser un ganador de por lo menos 15 juegos.

Eso sí, con dos meses pendientes, Santana, igual que los otros cinco ganadores de 12 juegos, como son Justin Verlander, Josh Beckett, Matt Cain, Adam Wainwright y Jason Marquis, va en busca de los 20 si logra cerrar fuerte agosto y septiembre, con unas 13 aperturas pendientes. Incluso ganadores de 11 como Roy Halladay, Tim Lincecum, Mark Buehrle, Félix Hernández y Tim Wakefield, tienen chance.

Anoche, mientras los Dodgers se acercaban a Roy Halladay con una buena propuesta para los Azulejos, los Medias Rojas con el jonrón 14 de David Ortiz y el remate 26 de Jonathan Papelbon, derrotaban 8x5 a los Atléticos, y los Rangers de Texas, aprovechando una excelente faena monticular de Derek Holland, doblegaban 7x1 a los Marineros, impulsados por cinco jonrones, entre ellos los números 15 y 16 de Michael Young.