Edgard Tijerino
  •  |
  •  |
  • END

El fortalecimiento del Real Madrid ha estremecido el mundo del fútbol. Billetera en mano y mostrando contratos en blanco, Florentino Pérez ha sido un huracán, capaz de barrer con los fondos del FMI y del Banco Mundial. Y su voracidad no se controla, dado que sigue pensando en Ribery y en Maicon.

El aterrizaje en Madrid de dos ganadores del Balón de Oro como Kaká y Ronaldo, más la captura del formidable atacante francés Benzema, el aseguramiento del talento y la vitalidad de Xabi Alonso contra viento y marea, las incorporaciones de Arbeloa y Albiol junto con Negredo y Granero, y la presencia siempre necesaria de Raúl, han obviado las salidas de Cannavaro, Saviola, Heinze y Salgado, con Huntelaar listo para ser enviado al Milan.

No puede haber duda, Madrid es otro equipo, tan o más impresionante que aquel jefeado por Zidane y Ronaldo, así le tome tiempo conseguir el funcionamiento requerido, pero ¿qué tan preocupado se ve el Barcelona frente esa transfusión de sangre recibida por el equipo de la realeza?.

Con una productiva cantera de la que salió Bojan y los goleadores que ha mostrado en esta fase de fogueo, el Barcelona, que cuenta con Lionel Messi, el mejor jugador del planeta y sus alrededores, realizó pocos movimientos, entre ellos el cambio de su furioso artillero, Samuel Eto´o, por Zlatan Ibrahimovic, considerado por los expertos como el delantero total, bueno en todas las gestiones, y genial cuando se necesita de un toque en la Lámpara.

El Barcelona consiguió futuro con el joven brasileño Keirrison, cedido por ahora al Bénfica de Portugal, y obtuvo al defensor brasileño Maxwell del Inter, recuperando al mismo tiempo a Henrique del Lerverkusen alemán. Guardiola duerme tranquilo con una defensa mejorada, un sector creativo con pilares como Iniesta y Xavi, y ese ataque ágil, desconcertante y profundo, capaz de fabricar goles en un hormiguero.

Con los dos probables mejores equipos del mundo en su cartelera, el interés por la Liga española va a crecer mucho, pero, ¿tumbará a la Premier de Inglaterra, como la más competitiva?.

Los mordiscos sufridos por el United, el Liverpool y el Arsenal, hacen pensar en un debilitamiento, sin embargo, el Chelsea sigue siendo inmenso y está scouteando con lupa, en tanto el otro Manchester, el City, ha mejorado bruscamente con Carlos Tévez y Emanuel Adebayor, juntándose con Robinho en la línea de fuego, y el paraguayo Roque Santa Cruz, listo para ofrecer su aporte. Aunque necesitado de inyectar su defensa, el City aumenta a cinco los equipos que batallarán por el título en Inglaterra.

En tanto, en Italia, con un Milán en reconstrucción, el Inter y el Juventus, concentran la mayor atención, mientras la valoración del calcio se sigue reduciendo, pero la liga de Alemania, puede presentar un paralelogramo de fuerzas bien equilibradas y con suficiente atracción.

Con este Madrid y este Barcelona, la liga española, obviamente será la más vista, pero ¿resultará más competitiva que la Premier? Eso es un fuerte reto.


dplay@ibw.com.ni