•  |
  •  |
  • END

CÓRDOBA

El combate de hoy entre el nica Moisés “La Cobra” Castro y Jorge “La Hiena” Barrios, tiene el potencial de ser mucho más que un raro choque entre dos feroces depredadores de territorios salvajes e inhóspitos, al menos eso sugiere sus pintorescos apodos.

El choque a realizarse en el Polideportivo Carlos Cerutti, representa un chance para que Barrios recupere la exposición internacional que comenzó a tener con su memorable batalla ante Acelino Popó Freitas por 2003, y con ella el respeto del que todavía goza en los más altos estratos del boxeo mundial.

En Castro, Barrios tendrá a un rival más que adecuado para su regreso. El nicaragüense se ha aventurado poco fuera de su país natal, y no aparenta poseer la pegada que podría poner a prueba la todavía dañada quijada de Barrios. Sus únicas dos derrotas por la vía rápida han sido ante el probado retador Tomás Rojas y el duro campeón tailandés Poonsawat Kratingdaenggym, y alguna vez le ha aguantado la distancia completa al campeón de origen ucraniano Wladimir Sidorenko, amén de otros tres campeones mundiales. Pero esos años han quedado atrás para Castro, quien viene de lograr cuatro victorias, cinco derrotas, un empate y dos nulos desde 2006 hasta la fecha.

“Ésta será la pelea más importante de mi carrera y no voy a desaprovechar el chance”, dijo Castro. “Es una oportunidad única y por eso tuve una gran preparación. Sé que Barrios no es el mismo de antes, ha perdido condiciones y voy con toda la seguridad de que saldré adelante”.

Una apuesta válida, sin dudas. Más allá de lo estereotipado de las declamaciones del retador y de las soberbias credenciales del local, el pleito se vislumbra como una auténtica fiesta de regreso de Jorge Barrios a la atención mundial y el inicio de una campaña promisoria en las 135 libras.