•  |
  •  |
  • END

Joe Torre hizo un movimiento de ajedrez que tiene su explicación en el gran momento que vive el nicaragüense Vicente Padilla, y lo ha designado para retar a los temibles bateadores de los Filis de Filadelfia en el segundo juego de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional mañana en el Dodgers Stadium a las 2:07 de la tarde.

Padilla no ha perdido una apertura desde que llegó a los Dodgers, pero no ha enfrentado a los Filis este año. En su carrera sólo tiene un duelo frente a su antiguo equipo y perdió 8x6 el 28 de junio de 2008, permitiendo siete hits y siete carreras limpias en seis entradas. Ese día Chase Utley y Ryan Howard le conectaron de cuadrangular.

Vicente se ha enfrentado a varios bateadores de los Filis en su carrera, pero con el que ha tenido más enfrentamientos es ante el zurdo Raúl Ibáñez. En 28 turnos le ha disparado nueve hits, entre ellos dos cuadrangulares, que se los conectó cuando jugaba para los Marineros de Seattle. Su promedio es de .321, además de cinco ponches.

El veterano Matt Stairs, bateador alterno de la tropa de Charlie Manuel, le batea de 13-4, para un promedio de .308; Pedro Feliz le batea de 9-2; Paul Bako, el receptor suplente, no le dispara hits en cinco turnos; Jimmy Rollins de 5-0; Greg Dobbs de 3-1; Ryan Howard de 2-1, con un jonrón; Utley de 3-1, con un jonrón; Ben Francisco de 3-1, con un jonrón; Shane Victorino de 3-0, y Jayson Werth de 2-1.

El bateo actual de los Filis le resume, incluyendo un hit del pitcher Scott Eyre, 24 imparables en 84 turnos, para un colectivo .286 de porcentaje, cinco vuelacercas y un triple que se lo conecta Jimmy Rollins.

Torre decidió armar su rotación con Kershaw como primer brazo enfrentando a Cole Hammels, Padilla ante el zurdo novato J.A. (James Anthony) Happ, Hiroki Kuroda se medirá a Cliff Lee y Randy Wolf ante Joe Blanton o Pedro Martínez. Los Dodgers van a tener que deshacerse de un miembro del staff para darle cabida a Kuroda y el candidato a salir es Jon Garland.

Chad Billingsley, quien estaba considerado como el potencial abridor del cuarto juego en la primera serie y que fue el primer brazo durante casi todo el año, se quedará en el rol de relevista. Lanzando en casa, Padilla tuvo balance de 5-4, pero no perdió en tres aperturas con los Dodgers este año.