•  |
  •  |
  • END

Comienza a abrirse el espacio para múltiples variantes en la desesperada búsqueda de pitcheo y más pitcheo, así que, atento Vicente Padilla con todo lo que está ocurriendo, y que se prepare tu representante para hacer cálculos sobre lo que se puede conseguir financieramente, estudiando las posibilidades favorables. Por ahora, los casi 13 millones es algo improbable.

Brad Penny, flojo con Boston y respondiendo con los Gigantes durante 2008, presentando balance discreto de 11-9 y una averiada efectividad de 4.88 en 30 faenas, firmó con los Cardenales de San Luis por 2010, garantizando 7.5 millones; en tanto los Cerveceros están muy cerca de cerrar un arreglo de tres años y 30 millones con el zurdo Randy Wolf, quien en la pantalla de las proyecciones, tiene el mismo tamaño de Vicente Padilla.

Wolf, quien trabajó para los Dodgers con registro de 11-7, inferior al 12-6 del pinolero, fue mejor en carreras limpias ampliamente con 3.23 por 4.46, y también en ponches 160 por 97. Eso explica por qué fue calificado como Tipo A, mientras a Vicente lo colocaron en el casillero B. El New York Post dice que la discusión Wolf-Cerveceros, gira alrededor de 9 ó 10 millones por año.

La contratación de Penny permite a los Cardenales, quienes estaban considerando a Padilla como una buena opción, conseguir al importante tercer abridor que necesitaban para reemplazar al ganador de 15 juegos Joel Piñeiro, y utilizarlo detrás de los aspirantes al Cy Young, Adam Wainwright y Chris Carpenter, con Kyle Lohse cuarto, manteniendo abierta la búsqueda de otro brazo, no tan costoso.

Con John Lackey fuera de alcance por ser el pitcher de mayor exigencia económica, la casi segura captura de Wolf por los Cerveceros, obliga a los Dodgers, preocupados con un pitcheo incierto, a pisar el acelerador y mirar hacia Vicente Padilla, quien aparece entre las posibilidades que están barajando los Mets de Nueva York.

Hasta hoy, Padilla ha sido manejado con la habilidad de un malabarista del Circo del Sol, logrando grandes ingresos, no propiamente directamente proporcionales a las cifras que produce. La pregunta es: ¿qué tanto le podrán conseguir en este nuevo paralelogramo de valoraciones, tratando de evitar contratos extensos?

La revisión de su rendimiento en cada uno de sus contratos y el calificativo de “muchacho problema” que le aplica Tim Singer en su columna de las Ligas Mayores, pueden afectar la nueva negociación, en un momento de decrecimiento en las ofertas como éste.

El contrato de Wolf está siendo utilizado por los Bravos de Atlanta para tranquilizar a Derek Lowe y Javier Vásquez, que con salarios de 15 y 11.5 millones por temporada, estaban buscando como ser involucrados en un cambio.

Es natural no esperar una gran oferta para Vicente, pero sí lo suficientemente fuerte, tipo Wolf, encima de la conseguida por Penny, ya sea por parte de Dodgers o Mets en principio. Cualquiera de estas dos opciones es buena. Estamos claros de eso.