•  |
  •  |
  • END

El chinandegano Vicente Padilla ya está en Los Ángeles, los Dodgers es su destino. El mismo equipo con el que brilló en 2009 con balance 5-1 en once aperturas, incluyendo los playoffs, lo firmó este jueves por un año, con 4,025 millones de dólares salario para esta campaña y otro millón por estampar su rúbrica.

La información, confirmada ayer por los Dodgers, indica que el nica viajó este miércoles a Los Ángeles junto con su representante César Batista, quien estaba en Nicaragua desde hace algunos días definiendo detalles de la negociación y preparando el viaje para el chequeo médico que deben hacerle al chinandegano.

Padilla había recibido ofertas de los Nacionales de Washington, Cardenales de San Luis, los Angelinos y los propios Dodgers, pero el nica esperaba algo más que un año de contrato y una suma sustanciosa, aunque dentro de las limitaciones económicas del mercado actual de las Grandes Ligas.

Al final Vicente se decidió por el equipo de Los Ángeles, e inclusive ya está buscando casa en aquella ciudad para residir después del spring training, programado para los primeros días de febrero.

El contrato del chinandegano se logró un día después que Joel Piñeiro, otro pítcher que tenían en la mira los Dodgers y que firmó por un año con los Angelinos.

Lo que debió pesar para que los Dodgers mantuvieran la oferta a Padilla fue el excelente cierre de campaña que tuvo con ellos en 2009. Logró cuatro victorias en siete salidas en la fase regular. Dos ante los Rockies de Colorado, ponchando en una ocasión a diez adversarios (4 de octubre), también sumó otra contra los Gigantes y Arizona.

El nica cargó literalmente en hombros al equipo en los momentos más críticos en los últimos partidos antes de pasar a los playoffs. Venció a los Cardenales en su debut en la postemporada, se fajó a lo grande, pero salió sin decisión ante Pedro Martínez y los Filis a pesar de que permitió una carrera en 7.1 entradas. Finalmente sufrió su primer revés con la camiseta de los Dodgers en el quinto juego de la serie y definitivo para los Dodgers.

Padilla dejó una enorme impresión de su capacidad. Se convirtió en lo más cercano a tiro seguro que pudieron tener los Dodgers en el cierre de año. Ahora el nica completará la rotación formada por Clayton Kershaw, Chad Billingsley y Kuroda. ¿En qué puesto de la rotación quedará el chinandegano? Eso se definirá en el spring training.

El chinandegano sería el cuarto abridor y de mantenerse así después del spring training debutaría el 9 de abril ante los Marlins de la Florida en Florida a las 5:00 p.m.

Sin embargo todo depende de cómo luzca en los entrenamientos primaverales, aunque lo importante es que tiene un puesto seguro en la rotación.

Con Randy Wolf fuera de los Dodgers, considerado el pítcher más estable del equipo, el nica se fajará por meter al equipo en la pelea a la par de los talentosos Billingsley, Kershaw y Kuroda.