•  |
  •  |
  • AP

La número uno Lorena Ochoa desea ejercer un dominio vasto en el golf femenino como lo hizo Annika Sorenstam hasta que la desbancó hace nueve meses.

''Es asombroso lo que Annika logró y me gustaría hacer eso, dominar el deporte y ser la número uno por mucho tiempo'', dijo Ochoa el jueves en una entrevista telefónica con periodistas en Singapur.

''Me encantaría retirarme como la número uno'', señaló la mejor golfista mexicana de todos los tiempos.

En sólo cinco años de carrera en el Tour de la LPGA, Ochoa consiguió instalar su reinado al sustituir en abril a la sueca Sorenstam en la primera posición del escalafón mundial del golf femenino.

Sorenstam, de 36 años, posee en total 84 títulos y un registro de 41% de victorias entre el 2001 y el 2005, aunque no saboreó el triunfo en la temporada anterior debido a lesiones en el cuello y la espalda.

Ochoa, de 26 años, conquistó su primer campeonato en un torneo mayor el año pasado en el Abierto Británico femenino --un acontecimiento histórico debido a que ganó el primer torneo de la LPGA que se desarrolló en el campo de Saint Andrews, considerado como la cuna del golf.

Con el estilo intrépido que la caracteriza, la deportista mexicana culminó el año pasado con el triunfo en el Campeonato ADT, el último torneo de la temporada, que le permitió convertirse en la primera golfista del Tour de la LPGA que supera los cuatro millones de dólares de ganancias en una campaña.

Ochoa comienza la nueva temporada en el Campeonato Femenino de Singapur, un nuevo torneo acreditado por el circuito estadounidense de la LPGA que arranca el 28 de febrero en el Campo Campestre de Tanah Merah. Con una bolsa de dos millones de dólares y un premio mayor de 300.000 dólares, el campeonato será la competencia de golf femenino más lucrativa en Asia.