•  |
  •  |
  • END

AS.com
José Mourinho se quitó la careta y sugirió a Sky News, nada más acabar el encuentro, que no seguirá en el Inter: “Todo este afecto recibido me ha hecho sentir una grandísima tristeza. El trabajo aquí está hecho. Quiero ser el primer entrenador en ganar la Champions con tres clubes distintos. Y el Madrid es el único equipo que se ha interesado por mí, pero no he hablado con nadie ni he firmado nada”. Una confesión en toda regla. Es más, el entrenador luso ni siquiera ha viajado con el resto de la expedición a Milán y se quedará esta noche en Madrid para ultimar los detalles de su contrato y mañana partirá a la ciudad italiana.

“No quiero ir más allá, porque entonces lloro y no estoy lúcido. Le doy las gracias al fútbol italiano porque seguramente soy un entrenador mejor, pero hay muchas cosas que no me gustan de él. Por eso, hace tres o cuatro meses empecé a pensar en cambiar. Pero siempre me agradará el Inter. Lo bueno del club es que queda gente como Moratti. Él se arriesgó conmigo y yo también lo hice, porque pude no ganar nada aquí. Pero he conquistado todo y es el momento de pensar en una nueva aventura”, agregó después.

Respecto del partido, comentó: “Estoy feliz por la familia del Inter. Soy el hombre más feliz del mundo. Ha sido una Champions fantástica. La conquistamos tras batir a Chelsea, Barcelona y Bayern, pero estábamos preparados, porque hay que estarlo para imponerse a un equipo que entrena Van Gaal”.

“Este en principio sería mi último partido y confluyen nostalgia y tristeza con alguna lagrimita. Si empiezo una vida nueva será aquí (en Madrid). El Inter es una opción y el Real la otra”, manifestó el portugués en la rueda de prensa posterior al partido que proclamó al Inter como campeón de Europa.

Además, Mourinho explicó que aún debe ver qué quiere el Real Madrid de él. “Entre los dos clubes ha habido respeto y necesito un poco de tiempo para ver qué quieren de mí, si estoy a la altura de dar lo que esperan de mí y será algo que me motive”, comentó.

El luso aseguró que todavía no ha hablado con Florentino Pérez, pero bromeó diciendo que lo hará “a partir de mañana”. “No conozco el proyecto y por eso no digo que soy en entrenador del Madrid. Soy entrenador del Inter y estoy enormemente orgulloso. Y si acabo siendo el entrenador del Real será porque es un equipo de una enorme dimensión que está en sintonía con mi afán de asumir retos”.

“El Madrid es un club que quiere ganar cosas grandes, pero para eso no basta una camiseta ni es cuestión de dinero. No con eso se hace un ganador, es la actitud mental. El Inter ha acabado siendo una fantástica familia y todo el mundo ha ayudado y eso es lo más maravilloso que he logrado, fraguar esa familia”, sentenció.

“Me han provocado antes del partido cuando decían que el Inter era una escuadra defensiva. Yo sabía lo que yo quería. El Inter no ha perdido su identidad y ha ganado la Champions League. Me ha parecido una final con cualidades futbolísticas. El Inter ha hecho méritos para ganar la Champions y no sólo en este partido. Esto ayudará al fútbol italiano, pero al fútbol italiano no le hace falta que le ayuden”, afirmó.

Además, se refirió a lo que le ha gustado y lo que no del ‘’calcio’’: “No me ha gustado tener que ver tantos partidos desde la tribuna, me gusta estar en el banquillo y me he pasado dos meses en la tribuna y eso es horrible”.

“Me ha gustado aprender a manejar la pasión, que también la hay España. Me han salido bastantes canas y ha cambiado mi aspecto. He aprendido mucho y estoy muy satisfecho”.

En cuanto a su estilo, se defendió de lo que considera “una especie de provocación desde el punto de vista técnico o futbolístico”. “Se ha dicho una y otra vez que jugamos de forma defensiva y les he pillado a contrapié.

Los dos queríamos ganar y nuestra identidad no la hemos perdido de vista”, dijo.

“Hemos estado ahí siempre haciendo piña, con jugadores en el centro del campo, fuertes a la contra”, señaló, considerando que sobre el Bernabéu jugó “un equipo fantástico”.

Así, consideró que la de ayer fue “una final excelente, de altísima calidad”. “El Inter ha ganado merecidamente no sólo por este partido sino por toda su trayectoria hasta aquí”, sentenció.

En otro orden de cosas, confirmó, como ya adelantó, que la “respuesta” de su “cuerpo” fue la misma que antes de la final que ganó contra el Oporto. Este en principio sería mi último partido y confluyen nostalgia y tristeza con alguna lagrimita”, dijo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus