•  |
  •  |
  • END

New York Times
Washington
Roger Clemens está supuesto a dar una declaración jurada a los investigadores del Congreso sobre el uso de drogas para aumentar el rendimiento el martes, después de que Andy Pettitte habló con ellos durante dos horas y media el lunes.

Pettitte salió después de dar su declaración con una expresión seria y algo grave, acompañado de su esposa y tres abogados. Preguntado si tenía cualquier comentario, Pettitte dijo, "No". Todos los demás en el grupo se mantuvieron silenciosos cuando se abrieron paso entre una multitud de periodistas entre las oficinas de comité de audiencia y un elevador.

Pettitte, más que nadie de los que fue invitado a testificar, podía estar al tanto del tema principal de la investigación: Clemens, su amigo de mucho tiempo, consejero, compañero de equipo y pareja de entrenamiento. Eran compañeros en cuatro equipos de Serie Mundial en Nueva York y uno en Houston, y compartieron a un entrenador personal, Brian McNamee, que dijo que inyectó a ambos con hormona de crecimiento humano y a Clemens con esteroides.

Pettitte ha confesado públicamente haber recibido las inyecciones de H.C.H. en 2002. Clemens ha negado firmemente los cargos de McNamee en público, pero no aún bajo juramento. Él enfrentará un posible peligro legal si el comité, como el antiguo senador George J. Mitchell lo hizo en un informe sobre el uso de drogas en el béisbol, cree a McNamee.

Según su abogado, Rusty Hardin, Clemens planea repetir sus fuertes desmentidos al personal del comité en una declaración jurada el martes y en una audiencia pública el 13 de febrero.

Preguntado sobre qué había dicho al comité Pettitte, Hardin dijo el lunes en un mensaje de correo electrónico, "No hemos escuchado nada”. Los abogados de Pettitte dijeron en una declaración que el comité había solicitado confidencialidad.

"Por respeto a la sensible naturaleza de estas medidas y obedeciendo la solicitud de confidencialidad del comité, nosotros, por parte del Sr. Pettitte, no comentaremos sobre la naturaleza o los detalles concretos de su testimonio", dijeron los abogados Jay K. Reisinger y Thomas J. Farrell.

El comité, sin embargo, no ha solicitado en público confidencialidad a los testigos. Requiere si un poco de confidencialidad de sus propios personal y miembros. Los abogados de Pettitte no regresaron una llamada telefónica que pedía la aclaración sobre si él podía o no decir a Clemens lo que había dicho.

La relación entre los dos hombres está tensa, sin embargo, Pettitte ha admitido usar H.C.H. y Clemens lo ha negado; Pettitte contrató a abogados distintos después de haber compartido a Hardin; y Pettitte fue llevado ante el congreso debido a las negaciones de Clemens.

Los amigos de Pettitte han dado a conocer, según informes de los medios de prensa, que Pettitte y Clemens no están tan cercanos como cuando ellos eran distinguidos y que ellos no apreciaban la táctica de Clemens de atacar al informe Mitchell.

Los abogados de McNamee dicen que él repetirá sus acusaciones en una declaración el jueves y en la audiencia. McNamee habló con Mitchell bajo un acuerdo con fiscales federales de que podía ser acusado criminalmente sólo si no contaba la verdad.