•   EFE / Italia  |
  •  |
  •  |
  • END

Con un cuarto de hora de fantasía y acierto, contemplado en el palco por la flamante adquisición, el sueco Zlatan Ibrahimovic, despachado por el Barcelona, el Milán arrancó a lo grande en la Liga 2010-2011 de Italia, con una goleada al Lecce (4-0).

Implantar el final de la dictadura del Inter, dominador en los últimos años, es el objetivo del Milán, primer líder de la competición a la espera de que hoy el campeón visite al Bolonia.

El cuadro de Massimiliano Allegri apabulló al Lecce. Le bastó un cuarto de hora de acierto. El que transcurrió desde el minuto 16 al 28. Tramo en el que marcaron los brasileños Alexandre Pato, el primero y el tercero y Thiago Silva en medio. Ya en el tiempo añadido, Filippo Inzaghi redondeó la goleada.

El Sampdoria y el Parma se han situado a rebufo. El equipo de Dominico Di Carlo tardó una hora en romper al Lazio. Y fue gracias a un penalti transformado por Antinio Cassano. Después, amplió la renta Stefano Guberti.

El búlgaro Valeri Bojinov y Stefano Morrone dieron los goles al Parma de Pasquale Marino, que contó con el español Fernando Marqués de inicio, para batir al Brescia.

El Juventus, sin embargo, prolongó las penurias con las que cerró el pasado año. Arrancó con una derrota ante el Bari, que se llevó los tres puntos gracias al gol al borde del descanso de Massimo Donati, a centro de Edgar Álvarez.

El Chievo sacó adelante la visita del Catania impulsado por un gol de penalti a siete minutos del final transformado por Sergio Pellisier. Antes, Davide Moscardelli había adelantado a los locales, pero Adrian Ricchiuti alimentó las expectativas del Catania.

El Fiorentina salvó un punto ante la visita del Nápoles, que encarriló la victoria con el gol de Edison Cavani. En la segunda parte, Gaetano D’Agostino evitó la derrota local. El Palermo y el Cagliari empataban sin goles a falta de cerrar la sesión el lunes con el choque del campeón, el Interm en el campo del Bolonia.