•   EU / EFE  |
  •  |
  •  |
  • END

El béisbol latinoamericano comenzó a recoger los frutos de su excelente temporada regular en las mayores después que el dominicano Francisco Liriano, de los Mellizos, recibió el premio al mejor “regreso” del año en la Liga Americana.

Junto a Liriano, en la Nacional, el premio fue para el veterano abridor de los Bravos de Atlanta, Tim Hudson.

Liriano y Hudson comparten la experiencia de pasar por el quirófano para una operación de reemplazo de ligamentos en el codo. Ambos saben el sacrificio de volver al montículo y también de haber conseguido ser de nuevo ganadores.

El esfuerzo les ha permitido seguir unidos en la celebración de ser los ganadores del primer premio que otorgan las mayores al concluir la temporada regular.

Liriano, de 26 años, se llevó el premio del “Joven Circuito” tras una campaña ganadora con Minnesota, campeones de la División Central.

El zurdo dominicano, que también será el abridor para el primer partido de la serie divisional que comienza hoy contra los Yanquis, logró marca de 14-10 con 3.62 de promedio de efectividad.

El abridor dominicano esta temporada estableció marcas individuales, en victorias (14), salidas al montículo (31), innings lanzados (más de 191) y ponches (201).

Hudson, de 35 años, fue sin discusión el líder de la rotación de los Bravos, que también consiguieron estar en la fase final al ganar el comodín del “Viejo Circuito”.

El veterano lanzador derecho se operó el codo en el 2008 y apenas abrió siete partidos en el 2009, pero esta temporada regular la ha concluido con marca ganadora de 17-9 y 2.83 de promedio de carreras limpias permitidas.

El segunda Aaron Hill, de los Azulejos de Toronto, y el abridor Chris Carpenter, de los Cardenales de San Luis, fueron los ganadores de ambos premios la pasada temporada.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus