• SHANGHAI / Reuters |
  • |
  • |
  • END

El tenista británico Andy Murray, número cuatro del mundo, arrolló ayer domingo al suizo Róger Federer por 6-3 y 6-2 y se adjudicó el título del Masters 1.000 de Shanghái.

El escocés, de 23 años, jugó de forma impecable durante la hora y 25 minutos que duró el partido, rompiendo el servicio del 16 veces campeón de Grand Slams cuatro veces, para desmantelarlo y conseguir su segundo Masters de la temporada.

El duelo suponía la tercera vez en que ambos se encontraban en un final esta temporada, con Murray perdiendo en el Abierto de Australia a comienzos de año antes de tomar la revancha en el Masters 1.000 de Toronto, en agosto.

Esta vez, Murray superó ampliamente a Federer desde el comienzo, quebrando el servicio del suizo en el primer set y defendiendo seis puntos para quiebre con algunas devoluciones impresionantes.